El SSD de PlayStation 5 conseguirá pantallas de carga en un pestañeo, reducción de actualizaciones y mucho más

El SSD es una de las piezas clave de la arquitectura de PS5.

El SSD de Pl,ayStation 5 es una de las claves de su arquitectura

Durante la presentación de las especificaciones de PlayStation 5 que tuvo lugar ayer,** Mark Cerny puso especial énfasis en el SSD de la consola como uno de los pilares base de su arquitectura** y es que, realmente, Sony ha conseguido incluir un sello de distinción que seguramente de mucho de qué hablar en los próximos años. El SSD NVMe personalizado de PlayStation 5, no solo es el doble de rápido que el de Xbox Series X, sino que hasta en PC cuesta encontrar un equivalente que llegue a esas velocidades de lectura, este componente será de gran utilidad tanto para el sistema de la consola, como para los desarrolladores.

En primer lugar, y una de las características más obvias, es que el aumentar tantísimo la velocidad de lectura/escritura, las instalaciones serán mucho más rápidas que en PS4, algo que hacía mucha falta. De acuerdo al propio Cerny ayer durante la conferencia prevista para la GDC, se debe a que ya «no será necesario crear archivos nuevos con los cambios incorporados en ellos». Es decir, «sin instalaciones como las conoce hoy», una nueva manera de organizar los archivos para optimizar aún más el sistema de instalaciones y actualizaciones.

Otra de las ventajas de disponer de un SSD es mejorar los tiempos de carga. En el caso del de PlayStation, tomando como ejemplo los viajes rápidos del Marvel’s Spider-Man de 2018, serán de rápidos «como un pestañeo». Cerny asegura que se pueden conseguir cargas tan rápidas que los desarrolladores «quizá tendrán que atrasarlas un poco». Sin duda, un gran paso adelante respecto a los juegos de esta generación.

Expansión de almacenamiento.

En otro orden de cosas, al igual que Xbox Series X, PlayStation 5 permitirá ampliar su almacenamiento a través de un SSD externo. Mientras que en el caso de la consola de Microsoft necesitarás comprar una de sus tarjetas de expansión propietarias (aparte de la expansión con discos HDD USB 3.2 tradicional), en el caso de PlayStation 5 no necesitarás un SSD propietario de Sony, pero sí que esté certificado por la compañía. Es decir, si consigues encontrar un SSD igual de rápido que el de PS5 (cosa que no será fácil gracias a sus 5.5 Gb/s) y está certificado por Sony, podrás usarlo como almacenamiento del sistema.

John Linneman, de Digital Foundry, aclara a través de su cuenta de Twitter que ahora mismo no hay en el mercado un SSD igual de rápido que el de PlayStation 5, por lo que lo que a priori debería ser una ventaja por su accesibilidad, podría convertirse en un contratiempo. Todo depende del tiempo que tarde el mercado en recibir este tipo de SSD y el precio de venta que, viendo sus capacidades, seguramente no sea nada barato.

PlayStation 5 saldrá a la venta a finales de año, aunque antes queda por aclarar tanto el precio como el diseño final de la consola, aparte de sus juegos de lanzamiento. La fecha de lanzamiento de Xbox Series X pudo haberse filtrado ayer, si Sony también apunta a Navidad, el margen entre una y otra podría ser de a penas unas semanas de distancia.

Luis Avilés

Periodista de profesión y jugador de vocación. Me he criado con una consola entre las manos y me esfuerzo día a día en convertir mi hobby en una forma de vida.

Publicaciones relacionadas

Cerrar