FIFA 18: Electronic Arts explica la ausencia del motor Frostbite en la versión de Nintendo Switch

FIFA 18 es uno de los juegos con los que las third parties quieren empezar a adentrarse en Nintendo Switch, algo que EA Sports quiere conseguir a golpe de balonazos y golpes. Pero lo hará de un modo diferente al resto de los sistemas, ya que la consola híbrida no manejará el motor Frostbite que ha hecho que los juegos de EA den un paso adelante en espectacularidad y que en concreto, en la saga deportiva, haya permitido la inclusión de algunas novedades.

Cuando se conoció este hecho se dio por sentado que el motivo era debido a la potencia de la máquina, insuficiente para poder satisfacer lo que este software requiere. Sin embargo, Andrei Lazarescu, jefe del equipo de Bucarest que participa en el desarrollo del juego, ha afirmado al portal deportivo Dream Team que esto no es necesariamente algo malo ni hará que el juego sea peor que en otras versiones.

“Hemos elegido intencionalmente hacer un motor personalizado porque pensamos que en vez de intentar hacer funcionar el Frostbite rebajando cosas y haciendo una versión reducida y de inferior calidad a las de PlayStation 4 y Xbox One, queríamos que este fuera un FIFA que aguantara por sí mismo”, ha declarado Lazarescu. “Queremos la gente lo reconozca y lo juego por lo que es en lugar de decir ‘eh, vais a tener un juego mierdoso de segunda fila’. Este es un FIFA puro y duro que los jugadores van a disfrutar”.

Lazarescu ha confirmado que FIFA 18 funcionará de manera fluida en modo sobremesa a 1080p y 60 fps, mientras que en modo portátil bajará la resolución a 720p. ¿Crees que logrará estar a la altura de las versiones con Frostbite?

Cerrar