Fortnite elimina una de sus mecánicas porque provocaba que se jugara menos

El Siphon se despide de los modos principales entre las quejas y alabanzas de la comunidad.

Skin Ruina Fortnite

Durante los últimos meses, Fortnite ha estado desarrollando un sistema que ha provocado cierto descontento entre los jugadores. El «Siphon» hacía que cada muerte pudiera recargar tanto salud como escudos, una buena idea a priori que, con el paso del tiempo, acabó provocando un enorme desequilibrio entre los jugadores con más experiencia y los más novatos. La problemática causada por este elemento ha sido tal que, tras llegar la actualización 8.20 anterior al estreno de Fortnite: Endgame, se ha eliminado.

Epic Games se ha pronunciado sobre la erradicación de esta mecánica a través de una publicación oficial. Por el momento, permanece en el modo competitivo, pero se ha eliminado del modo de juego estándar porque «ha aumentado la atracción del 10% jugadores, con mayor nivel y habilidad, mientras que el 90% restante se ha frustrado más y ha jugado menos«. El equipo ha tomado esta medida para acabar con la sensación de que el juego «se había vuelto demasiado intenso como para ser disfrutable«.

Fortnite destrucción

Te recomendamos | Así puedes coleccionar las gemas del infinito en Fortnite

A raíz de todo el feedback recibido en los últimos meses, Epic ha optado finalmente por acabar con esta mecánica, dejándola solo en una pequeña parcela de juego orientada a ese 10% que sí la ve con buenos ojos y que, de hecho, no ha dudado en protestar tras ver cómo el Siphon desaparecía.

Su silencio también ha levantado ampollas, por eso, han pedido disculpas y han prometido ser más comunicativos de cara al futuro. Sea una decisión acertada o errónea, es de esperar que la base de jugadores de Fortnite vuelva a crecer tras este cambio instaurado hace poco, y más aún con la presencia de un volcán que apunta a destruir gran parte del mapa para dar comienzo a la nueva temporada de juego.

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.

Publicaciones relacionadas

Cerrar