Gamestop: “Los juegos usados son beneficiosos y no dañan a la industria”

Que GameStop centra buena parte de su negocio en la compra-venta de juegos usados no es ningún secreto de sumario. La cadena americana de tiendas siempre se ha mostrado a favor de esta práctica incluso cuando las desarrolladoras han clamado contra un mercado que no les reporta ingresos a cambio de su producto, algo que no consideran justo.

Ahora, el presidente de GameStop, Paul Raines, apoya esta postura con cifras, y lo hace en una entrevista concedida a Gamasutra en la que cifra el impacto del mercado de segunda mano sobre sus arcas en unos nada despreciables 1.800 millones de dólares anuales. “No estamos avergonzados del mercado de segunda mano y creemos que es bueno para la industria”, dice Raines.  No solo eso, sino que esta actividad no supone ningún perjuicio a las ventas de juegos nuevos, y por tanto a las desarrolladoras, pero GameStop no ha sabido exponer este asunto debidamente a la otra parte según Raines: “No hemos tenido éxito a la hora de comunicar a los desarrolladores cómo este negocio puede ser de ayuda”.

“No estamos canibalizando ventas, pensamos que hay una verdadera mala interpretación de cómo este factor es bueno”, insiste Raines. Parece que la guerra de los juegos usados va a seguir durante un tiempo.

 

 

Publicaciones relacionadas

Cerrar