Grandes batallas entre consolas

En unas horas Microsoft se prepara para intentar sorprender al mundo con el lanzamiento de su nueva consola. De esta forma se da prácticamente el pistoletazo de salida a una nueva generación, que hará competir a la máquina americana con PlayStation 4 y Wii U.

Un enfrentamiento que promete ser complicado, más aún cuando la incertidumbre dentro del sector resulta considerable. Pero esta situación no es ni mucho menos nueva, como sabrán los jugones más veteranos. La industria lleva viendo luchas más o menos encarnizadas entre consolas desde que esta existe. Por eso mismo, en AlfaBetaJuega hemos decidido recordar algunas de estas generaciones. Siempre de forma objetiva, eso sí, porque en esta web amamos todo lo reto por igual y preferimos que cada uno sienta sus propios colores a su manera.

NES vs. Master System

Sin duda dos máquinas muy queridas por los usuarios que ya tenemos una cierta edad, y que además ya despertaban enfrentamientos en su día. La primera en ver la luz fue NES (originalmente llamada Famicom, Family Computer), que pronto se convertiría en todo un éxito que alcanzara finalmente los sesenta millones de máquinas vendidas. Una cifra que convierte a la “Nintendo” en una de las consolas más exitosas de todos los tiempos.

No obstante, en Europa al menos, Master System (y en concreto su segundo modelo) consiguió hacer frente a los ocho bits de Nintendo. La máquina de SEGA salió unos años después al mercado (la NES en el 83, la “Master” en el 86) y era ligeramente superior en cuanto a prestaciones gráficas (aunque eso sí, tenía un sonido menos memorable que el de su competidora).

En cualquier caso, fueron los juegos los que, como siempre, más dividieron a los seguidores. NES tuvo un catálogo infinitamente mayor y más completo que Master System, pero en cuanto a nombres propios, la cosa sí anduvo algo más igualada. El número de mitos que debutaron en NES fue increíble: MegaMan, Castlevania, Metroid, Adventure Island… por no hablar de los grandes pesos pesados de Nintendo, como Super Mario Bros o The Legendo of Zelda.

Pero Master System tampoco era coja. Aunque SEGA tardó en conseguir que las third parties apostarán por su máquina (lo logró ya en tiempos de MegaDrive por culpa de los acuerdos de exclusividad con Nintendo), sí tiró de su potente lista de arcades, que tampoco era moco de pavo, para abastecer a su consola: Shinobi, Golden Axe, After Burner, Out Run, así como otros títulos de la época -Rastan, Double Dragon- y cierto erizo azul que, si bien siempre será sinónimo de MegaDrive, también tuvo dos grandes aventuras en la Master (Sonic Chaos no puede considerarse tal).

Tampoco se puede olvidar a la primera mascota de SEGA, Alex Kidd, que protagonizó el que posiblemente fue el mejor título de la consola: In Miracle World.

Super Nintendo vs. MegaDrive

Sin duda un duelo de titanes que marcó definitivamente el mundo de los videojuegos. Aunque MegaDrive se puso a la venta primero (y eso dio una ligera ventaja inicial a SEGA) ambas consolas se repartieron bien el mercado (al menos en nuestro país, donde había tantos “Segeros” y “Nintenderos” en los colegios como hinchas del Madrid y del Bacelona). Al final se vendieron 50 millones de consolas Super Nintendo y 30 millones de consolas MegaDrive. No está nada mal.

Igual de polémico fue el hardware de ambos sistemas. Todo el mundo defendía que el suyo era el mejor, siendo MegaDrive algo más rápida, pero Super Nintendo, al ser más moderna, se podía permitir lujos como su cacareado Modo 7, un sonido bastante impresionante para su momento, paleta de 32.000 colores, etc.

Aunque a la hora de la verdad, insistimos (y sin ánimo de ponernos demasiado pedagógicos, porque entonces tendríamos que publicar un libro al respecto), ambas consolas rivalizaron de forma potente. Más aún cuando SEGA lanzó al mercado MegaCD, 32X y toda una campaña de márketing de lo más agresiva… aunque eso es otra historia.

Con respecto a los juegos, hay que reconocer que tanto una como otra los tuvieron muy buenos. Ejemplos hay a miles: Super Castlevania IV, Donkey Kong Country, Super Mario World, Turtles in Time, Super Mario Kart, Super Metroid, Sonic, Comix Zone, Aladdin, World of Illusion, Streets of Rage… Y muchísimos más, por no hablar de los multiplataformas que ambas compañías se esforzaban por conseguir, como Street Fighter o Mortal Kombat, dos auténticos fenómenos en su momento.

PlayStation vs. Nintendo 64

Aunque en un principio la flamante y recién nacida PlayStation y SEGA Saturn iban a la par, finalmente SEGA terminó pagando sus caprichos comerciales y falta de visión, dejando el camino libre para que la máquina de Sony se viera las caras con Nintendo 64 (antes conocida como Ultra 64). Esta última tardó bastante en salir (como consecuencia de los pinchazos de Super Nintendo CD, la “primera PlayStation” y Virtual Boy), pero finalmente lo hizo con bastante fuerza.

Y no es para menos, puesto que al final fue una consola muy bien recibida por parte de los seguidores de Nintendo, aunque algo más de nicho de lo que a los padres de Mario les hubiese gustado. Mientras que PSOne superó los cien millones de consolas vendidas, Nintendo 64 se quedó en unos honrosos 35 millones. Como curiosidad, decir que Saturn apenas llegó a los ocho millones.

El caso es que la revolución que supuso Sony fue tremenda, sobre todo a partir de que Nintendo tomara la discutible decisión de mantener el cartucho como formato para su máquina (algo que le valió, por ejemplo, el perder la exclusividad de la saga Final Fantasy). Además, la mayor potencia de la máquina con respecto a PSOne, se difuminaba un poco dadas las limitaciones de los propios cartuchos.

El caso es que los dos sistemas nos dejaron grandes juegos. Solo hace falta recordar Final Fantasy VII, Dino Crisis 2, Resident Evil, Metal Gear Solid, Syphon Filter, Tomb Raider, Gran Turismo, Super Mario 64, Turok, Goldeneye, Smash Bros o Quake 2 para darse cuenta.

PlayStation 3 vs. Xbox 360

La guerra entre consolas seguiría en la época de los 128 bits. No obstante, en esos años Sony lograría un casi monopolio que incluso llegó a hacer que PlayStation y videojuegos fuesen prácticamente sinónimos. PlayStation 2 vendió 150 millones de consolas, por los veinte millones que sumaron GameCube y la primera Xbox. Además, la gran cantidad de exclusividades de la máquina hicieron que, sin restar méritos a Nintendo ni a Microsoft, esta penúltima generación (hasta el momento) tuviera un ganador claro.

En cambio no sucedió así unos años después. Microsoft aprendió bien de sus errores y, tal y como estamos viendo en la actualidad, tanto la compañía americana como Sony y su PlayStation 3 tienen el mercado tan dividido como en su día lo tuvieron MegaDrive y Super Nintendo. Solo hace falta fijarse en los números. PlayStation 3 lleva vendidas 77 millones de consolas, y Xbox 360 74 millones. Según datos recogidos el pasado mes de enero, eso sí.

Esta generación también se ha caracterizado por su inusual longevidad. Llevamos ya casi diez años disfrutando de ella, y la gente no parece cansada (incluso cuando las sucesoras ya están encima de la mesa). Tantos años han dado no solo para una enorme cantidad de remakes y recopilatorios, sino también para el desarrollo de periféricos como Kinect y PS Move o para que las third parties hayan tomado, por lo general, una postura muy democrática: estamos en la generación más “multiplataformera” de la historia, sin duda. Aún así, sigue habiendo juegos exclusivos de renombre, como God of War, Uncharted, Halo o Gears of War.

No podemos olvidarnos, atención, de Wii. Aunque la penúltima consola de sobremesa de Nintendo haya jugado en una liga distinta, por así decirlo, sí ha superado a sus dos competidoras, alcanzando los cien millones de unidades vendidas. E incluso habiéndose desinflado antes.

Pero en cualquier caso, el momento ha llegado. Las nuevas máquinas ya asoman y, como decíamos, no lo van a tener nada fácil. Vivimos una época de crisis, de transición, de conflictos y, por si fuera poco, la gente parece muy apegada a sus consolas actuales. ¿Qué pasará en el futuro? ¿Viviremos una guerra entre la nueva Xbox y PlayStation 4 a la altura de las aquí citadas? ¿Terminará el futuro solo ofreciendo reproductores de videojuegos multiplataformas? ¿Se acerca la era del PC? El tiempo lo dirá…

*Cifras de ventas de sistemas según VGChartz.com 

Publicaciones relacionadas

Cerrar