Hace falta practicar boxeo para saber cómo animar debidamente Destiny

Destiny es un juego que en su aspecto técnico cuida los detalles. Por lo menos en lo que a animaciones y cámara se refiere. La prueba es que el equipo de desarrollo se tomó su tiempo para estudiar cómo afrontar la vista subjetiva y que ésta no provocase al jugador la habitual sensación de mareo que a veces ocasionan los FPS a los jugadores con vista más sensible. La solución, quien lo iba a decir, estaba sobre el cuadrilátero, y no es que los desarrolladores se enfundasen los guantes y se liasen a crochets y uppercuts, sino que en el punto de visto del boxeador se hallaba el secreto que buscaban.

“Aunque tu movimiento de cámara maree al 10% de la población, si has de vender un millón de copias del juego ya has perdido a 100.000 personas”, explica a Polygon David Helsby durante su charla en la Game Developers Conference. “Cuando el boxeador está preparándose [para golpear] también prepara su anticipación para el ataque… Así, tal como empieza a lanzar el puñetazo, su cabeza comienza a dirigir la acción o ese golpe, conduciendo al brazo. Y luego, conforme el boxeador va a hacer contacto con su objetivo y si el brazo va a cruzar el centro de su cuerpo, su cabeza comienza a ir en la dirección contraria. Esto es porque su cuerpo intenta mantener el equilibrio… y la cabeza vuelve al centro del cuerpo”. Bungie tomó buena nota de esto, especialmente en los ataques cuerpo a cuerpo, pero también en otros detalles como en la cantidad de campo de visión que abarcan las armas.



Prueba también de que el equipo no deja de trabajar es que, como informa la web de Bungie, Destiny recibirá una actualización antes de que esté disponible la expansión House of Wolves. No han trascendido las novedades que incluirá el parche, para el que al parecer faltan todavía “semanas”, pero nos prometen detalles que se irán ofreciendo próximamente. ¿Te entra el vértigo cuando juegas a Destiny o el equipo de animadores de Bungie ha hecho bien su trabajo? 

Publicaciones relacionadas

Cerrar