Hearthstone: Su partida más desastrosa ha tenido lugar en un torneo profesional

En los últimos días se ha disputado el Dreamhack de Montreal, donde un equipo de Counter-Strike perdió porque varios de sus integrantes llegaron tarde al enfrentamiento de la final. Sin embargo este no ha sido el momento más desastroso de la competición, pues la batalla entre Eduardo “Walaoumpa” Sajgalik y James “Coatchwisted” Neumann en Hearthstone, que venían de un genial 5-0, ya ha pasado a la historia del videojuego.

En su enfrentamiento iban empatados a dos victorias, de modo que se la jugaban en una última partida. Ambos eligieron Sacerdote y ambos tenían la baraja de combo llamada Highlander Priest. Coatchtwisted consiguió jugar a Raza y a Anduin bastante pronto, lo que le daba acceso al combo para hacer daño directo a su oponente. Sin embargo e incomprensiblemente decidió atacar sin cesar a todos los minions de Walaoumpa.

Coatchtwisted también cometió el error de tener demasiadas cartas en la mano y no poder seguir acumulando, por lo que al turno siguiente desperdició la moneda. Walaoumpa cambió la partida en un momento con Nozdormu, un minion que reduce el tiempo de cada turno a quince segundos. La prioridad de Coatchtwisted debía ser destruirlo, pero lanzó por error un hechizo que sanaba a todos los esbirros, incluidos los del rival, de modo que Nozdormu se hizo increíblemente fuerte.

Gracias a los turnos reducidos ambos jugadores empezaron a desperdiciar cartas de una forma increíble, mientras que el público no daba crédito a lo que estaba presenciando aquella tarde. Coatchtwisted acabó perdiendo y se explicó ante sus críticos diciendo que había sido un día muy largo y que la dificultad de jugar la baraja de Sacerdote le había pasado factura. Sin duda es una partida que nadie, nunca, jamás, olvidará.

Cerrar