Hideo Kojima y su forma de crear videojuegos: un genio adelantado a su época

Con una vida plagada de polémicas y éxito, Hideo Kojima logra reinventarse una y otra vez.

Death Stranding

Hideo Kojima levanta pasiones y detracciones allá por donde pasa. El creativo japonés logró ganarse un lugar privilegiado en el corazón de los jugadores gracias a la saga Metal Gear. Pero sin embargo, su participación activa en las redes sociales, especialmente Twitter, lo ha convertido también en un blanco fácil para las críticas. Aunque muchos lo consideran un genio creador y otros lo tachan de ególatra, hoy nos vamos a centrar en su figura y cómo ha ido evolucionando su obra hasta llegar a su próximo título: Death Stranding.

El joven de Setagaya que trabajó para Konami

kojima"kojima

Kojima nació en Setagaya, Tokio, y aunque su ambición era llegar a ser director de cine, en 1986 pasó a formar parte de la desarrolladora Konami como diseñador de videojuegos. Aunque muchos conocemos ya cómo terminaría esta relación, lo cierto es que gracias a esta compañía hemos podido seguir muy de cerca la obra de este joven creador. Junto a ellos trabajó en Penguin Adventure como asistente de director y en Lost Warld como desarrollador, juego que nunca vio la luz.

Más tarde, en 1987 (cuando los videojuegos tardaban un año en desarrollarse) se lanzó al mercado Metal Gear para MSX 2, aunque posteriormente llegaría también a NES. Solid Snake llegaba a nuestras vidas presentándonos por primera vez en la historia misiones de infiltración. Muchos conocemos juegos donde debemos evitar el contacto visual para ser vistos como Comandos, The Elder Scrolls o juegos muy actuales que incorporan este sistema como Marvel’s Spider-Man. Lo que conoceríamos posteriormente como «sigilo» se introdujo en la industria de los videojuegos para sin duda quedarse.

La temática bélica siempre pareció fascinar a Kojima, pues no solo Metal Gear estaba basado en la guerra, sino que en 1988 el desarrollador japonés trabajó en Snatcher, una aventura gráfica basada en la Guerra Fría pero con inspiración ciuberpunk.

Tras el abrumador éxito de Metal Gear, en 1990 se lanzaría Metal Gear 2: Solid Snake, juego donde Hideo Kojima pudo desarrollar en profundidad a sus personajes en la historia gracias al uso de escenas cortas. Kojima no solo creó un nuevo género que permanecería en la industria para siempre, sino que también revolucionó en esta segunda entrega el sistema de jugabilidad y la forma en la que presentaba su historia.

Metal Gear y su época dorada

big

1998 fue un año clave para Hideo Kojima, pues Solid Snake debutaría con Sony en el lanzamiento de Metal Gear Solid para PlayStation. El padre de esta saga alcanzó su fama internacional gracias al aspecto cinematográfico de este nuevo título que incorporaba gráficos 3D y voces de actores reales. Siguiendo la línea de los juegos anteriores, Kojima lanzó una propuesta con una jugabilidad mejorada y con su sello cinéfilo personal.

A penas tres años después, en 2001, Metal Gear Solid 2: Sons of Liberty aterrizaba en PlayStation 2 con mejores gráficos y una jugabilidad mucho más desarrollada. Los juegos de espionaje táctico ya eran una realidad, y esta obra se convirtió en el título más esperado del año a pesar de las duras críticas por el cambio de protagonista.

La tercera entrega de Metal Gear, Metal Gear Solid 3: Snake Eater para PlayStation 2, llegaba en 2004 incorporando mejoras significativas. Entre ellas se encuentran motivos que también calaron hondo en la industria como la supervivencia en bosques y selvas, y el** camuflaje para evadir a los enemigos. Su historia volvía a afianzar al público consolidándose como uno de los mejores títulos de PlayStation 2. En 2008 pudimos disfrutar de **Metal Gear Solid 4: Guns of the Patriots para PlayStation 3, juego de gran importancia pues supuso uno de los primeros juegos perteneciente a Kojima Productions, el estudio que Hideo Kojima fundó en 2005. Aunque en aquel momento la compañía pertenecía a Konami, la distribuidora nipona clasifica a todos los juegos desarrollados por Kojima dentro de este estudio.

A partir de este punto llega el conflicto que marcaría un antes y después en la carrera del creador de Solid Snake, pues durante el desarrollo de Metal Gear Solid V: The Phantom Pain comenzaron los problemas entre el diseñador de la saga y Konami.

A Hideo Kojima Game, una marca personal

juegos""

Konami sufría de problemas económicos y el presupuesto de The Phantom Pain (alrededor de 80 millones de dólares) y para sufragar estos gastos lanzó al mercado Metal Gear Solid: Ground Zeroes, una especie de demo de MGSV que pronto se vería eclipsada por el anuncio de P.T. Este tráiler jugable de Sillent Hills contaba con la participación de Norman Reedus y Guillermo del Toro y estaba bajo la dirección de Hideo Kojima, pero a causa de los problemas del diseñador con la compañía, el juego fue cancelado.

Con fecha de lanzamiento programada para septiembre, The Phantom Pain tuvo que afrontar su etapa final sin Hideo Kojima, algo que muchos jugadores notaron. Konami hizo desaparecer la marca «A Hideo Kojima Game» del marketing de Metal Gear y nunca llegamos a saber si el creativo japonés abandonó la compañía o fue despedido.

Pero este no sería el final del «MVP» de la revista Famitsu, pues desde ese momento convirtió a Kojima Productions en estudio independiente y volvió a establecer todas sus conexiones para ponerse a trabajar en un nuevo título que promete volver a desarrollar la industria como en su día lo hizo Metal Gear. En diciembre de 2015, justo el mismo mes de su marcha de Konami, Hideo Kojima anuncia el desarrollo de un nuevo título para PlayStation 4, lo que hoy en día conocemos como Death Stranding.

El mañana en nuestras manos

fragile"Death

Death Stranding es el primer título de Hideo Kojima junto a su nuevo equipo independiente. El padre de Metal Gear logró restablecer sus conexiones con los artistas, desarrolladores, músicos y actores para ponerse inmediatamente a trabajar en un nuevo título (y nuevo género) para presentarlo a penas seis meses después durante el E3 2016. De esta forma, Death Stranding nos conquistó mostrando el sello inimitable de Kojima, ese estilo cinematográfico y ambientación bélica que nos hace pensar en un «Hideo Kojima Game».

El creador del género de espionaje táctico nos trae en su nuevo trabajo lo que denomina «Social Strand System», un nuevo género que implica a los jugadores de forma directa para colaborar y de esa forma avanzar en el juego.

Todavía está por ver la acogida que Death Stranding tendrá entre el público, pero como he mencionado en otros artículos de forma reiterada, lo que está claro es que no dejará a nadie indiferente y que, para bien o para mal, logrará reinventar su propia obra y crear con ello un nuevo género.

Hideo Kojima está considerado un genio por muchos, no solo por lograr demostrar qué clase de «director de cine» es, sino por crear algo totalmente original y nuevo. «A Hideo Kojima Game» es ya una marca personal, un sello en el que sabes que estará su cuerpo y alma plasmados.

Death Stranding llegará a PlayStation 4 el próximo día 8 de noviembre, día en el que finalmente veremos el trabajo del equipo de Kojima Productions en la palma de nuestra mano.

Marina Martínez

Graduada en Filología Alemana y amante de los idiomas, literatura, tecnología y videojuegos. Me gusta crear contenido relacionado con aquello que me apasiona.

Publicaciones relacionadas

Cerrar