Josef Fares explica por qué no hay coleccionables en It Takes Two

El creativo desafía las normas del género.

It Takes Two, lo nuevo de Josef Fares, está a punto de estrenar su original propuesta cooperativa que rompe moldes con los juegos típicos del género de plataforma, no solo por su narrativa que cuenta la historia de un divorcio. El creativo de ascendencia libanesa apuesta también por prescindir de los objetos coleccionables, un elemento presente en casi cualquier juego moderno de hoy en día.

La idea detrás de esta decisión es que It Takes Two no se centra en ofrecer rejugabilidad, «la gente no siquiera termina los juegos«, comenta Fares en una reciente ronda de Q&A (vía Game Revolution). Por lo tanto, no tiene sentido ofrecer este tipo de alicientes completistas para fomentar la rejugabilidad.

«Debemos tener mucho cuidado con esto, porque el problema con la rejugabilidad es que las estadísticas muestran que la gente ni siquiera termina los juegos», dijo Fares. «¿Quién está rejugando juegos? La gente ni siquiera termina los juegos». Aún así, el siempre polémico creativo que hace poco criticaba el modelo de Game Pass, comenta que sí se podrá rejugar It Takes Two una vez terminado, pero no contará con coleccionables.

«Sí, puedes volver a jugar It Takes Two, pero no tienes ningún objeto de colección en It Takes Two», dijo Fares. «Es algo de lo que estamos muy orgullosos». Fares describe este tipo de objetos como «mierda brillante» que solo sirve para conducir al jugador por una zona concreta del nivel. «Sé que la mierda brillante está ahí para guiar al jugador, pero puedes hacer eso con otras cosas», dijo Fares, refiriéndose a los minijuegos como una forma de guiar a los jugadores a una nueva área.

ÇIt Takes Two saldrá a la venta el próximo 26 de marzo para PS5, PS4, Xbox Series X|S, Xbox One y PC. Si te interesa la nueva propuesta de plataformas de Josef Fares, siempre con su sello personal rebelde, no dejes de leer nuestras impresiones de It Takes Two.

Luis Avilés

Periodista de profesión y jugador de vocación. Me he criado con una consola entre las manos y me esfuerzo día a día en convertir mi hobby en una forma de vida.
Cerrar