Konami se retira voluntariamente de la bolsa de Nueva York

Los brokers que acuden a la bolsa de Nueva York ataviados con sus trajes y sus móviles prestos a comprar y vender según se tercie, habrán echado de menos una de las firmas que aparecía en siglas en sus rótulos luminosos. Konami se ha retirado de manera voluntaria de la bolsa neoyorquina alegando una medida de ahorro de costes, y es que el estar sobre el encerado de la Gran Manzana le cuesta a la empresa un mínimo de 5 millones de dólares al año. Sin embargo, es especialmente llamativo que Konami haga efectiva esta medida el 24 de abril, en mitad de una época convulsa por el fin de sus relaciones laborales con Hideo Kojima y la reciente cancelación de Silent Hills. Pero a falta de saber si hay alguna relación, existe una explicación bastante lógica.

Y es que según el formulario presentado en la Security and Exchange Commission, organismo estadounidense que vela por el buen funcionamiento del mercado bursátil, Konami registró el 99,71% de la compraventa de sus acciones el pasado año en las bolsas de Londres y Japón, quedando Estados Unidos como un punto muy residual en lo que a estos movimientos se refiere. Las acciones de Konami, no obstante, se podrán seguir adquiriendo en los Estados Unidos y se seguirá compartiendo información financiera en inglés, pero la compañía ya no estará sujeta a la ley Exchange Act.

Konami dejará de aparecer en los listados de la SEC a partir del 12 de julio y su obligación de presentar informes terminará el 23 de julio. A juzgar por el volumen de compraventa, no parece que Nueva York vaya a echar de menos a Konami y viceversa. ¿O crees que este movimiento puede ser indicativo de algo más serio? 

Publicaciones relacionadas

Cerrar