La beta de Pokémon Oro sale a la luz y muestra muchos descartados de la segunda generación

Todos los juegos pasan por varias etapas durante su proceso de desarrollo en la que se perfilan conceptos, se descartan y se incluyen todo tipo de contenidos hasta dar con la fórmula adecuada con la que conseguir el éxito entre el público. Si miramos a la franquicia de los monstruos de bolsillo, teniendo en cuenta la cantidad de criaturas que ya han ideado Game Freak y la Pokémon Company, podemos imaginar que hay muchísimo material descartado, y la beta de Pokémon Oro que acaba de salir a la luz es una clara prueba de ello.

El equipo de The Cutting Room Floor ha conseguido hacerse con una versión prematura de la edición lanzada en Game Boy Color mostrada en la Space World de 1997. En esta, además de encontrar pueblos completamente distintos e incluso minijuegos que jamás llegarían a ver la luz (como uno musical con Pikachu o incluso una especie de Picross), lo más llamativo no es solo la similitud de la primera localización con el Pueblo Paleta de Kanto, sino la cantidad de Pokémon de la segunda generación que fueron descartados.

Junto a la publicación de este Pokémon Oro Beta, han liberado también una imagen donde aparecen la inmensa mayoría de sprites de los monstruos del juego. Gracias a ellos, podemos ver los planes que Game Freak tenía para incluir preevolución de Doduo, algo que parece una evolución de Farfecht'd o incluso lo diferente que era el trío original que dio paso a Cyndaquil, Chikorita (este se conserva en cierto modo) y Totodile, lo distintos que eran los Perros Legendarios o incluso el que acabaría siendo Celebi.

Muchísimo material que merece un vistazo en profundidad y que os dejamos a continuación en una imagen perfecta para los más curiosos con respecto a esta franquicia tan popular. Probablemente distinguiréis diseños que acabaron apareciendo en entregas posteriores o hasta otros que se descartaron en la primera generación y aquí volvieron a quedar fuera.

 

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.

Publicaciones relacionadas

Cerrar