La consola más fina del mundo

Podrán hacer cientos de diseños increíbles, pero lo más seguro es que jamás tengas una tarjeta de visita tan sumamente molona y especual como la del diseñador Kevin Bateske. Porque no es una tarjeta cualquiera, ni mucho menos: es posiblemente la consola portátil más delgada del planeta.

El dispositivo en cuestión, llamado ArduBoy, es en realidad una delgada placa de Arduino con una pantalla OLED, batería, altavoz y controles, integrados de manera muy inteligente mediante la creación de agujeros en el plástico. Todo ello listo y preparado para poder jugar al Tetris cuando queramos, y en el tamaño de una tarjeta de crédito.

No os aseguramos que sea algo fácil, pero si os animáis a intentar construirla, Bateske ha publicado los planos en su página web e información sobre como programarla. Si no, os adelantamos que se está planteando llevar el proyecto a Kickstarter, por lo que estaremos atentos a las novedades.

¿Os gusta?

Publicaciones relacionadas

Cerrar