La euforia de un niño al recibir una Nintendo Switch es comparable a la de otro joven que recibió una Nintendo 64

La Nintendo Switch, problemas con FIFA 18 al margen, sigue siendo una máquina ampliamente deseada y que despierta pasiones, especialmente entre los jugadores jóvenes. Recibir la consola híbrida como regalo de cumpleaños es toda una sorpresa que desata la euforia desatada en el feliz agraciado. Hasta límites insospechados, incluso. Tal como hizo en su día la Nintendo 64.

Y es que al famoso niño de la Nintendo 64 que recibía la consola a alarido pelado en la mayor alegría de su tierna vida le ha salido, dos décadas después, un competidor que tampoco ha dado con mal regalo. Un reciente vídeo publicado este pasado fin de semana muestra el feliz, felicísimo momento en el que un pequeño jugador de 7 años, tras seguir una serie de pistas por su casa, da con un misterioso regalo. ¿Qué será? Pues es una Switch, y de repente, el chavalín se retuerce por el suelo poseído no por fuerzas demoníacas sino por la euforia.

Claro está, la pregunta está en la calle: ¿El niño de la Nintendo 64 o el niño de la Switch, qué titán se impone al otro? La respuesta la tienes tú. Aquí tienes ambos vídeos rebosantes de inocencia infantil y consolas de Nintendo para que compares entre la alegría de recibir una consola en los noventa y hacerlo la semana pasada.

 

 

¿Te quedas con la alegría del niño de la Nintendo 64 o crees que debe entregar la cuchara a la nueva generación?

Cerrar