Las 10 muertes más dramáticas de los videojuegos

Las 10 muertes más dramáticas de los videojuegos

Los videojuegos son mucho más que mero entretenimiento, como ya sabemos hace mucho tiempo. Son una forma de arte que puede contarnos historias como nadie más puede, y emocionarnos como ningún otro producto del estilo. Esto lo hace a través de la empatía que alcanzamos con ciertos personajes, de manera que deseamos con todas nuestras fuerzas que alcancen sus objetivos.

Sin embargo, no siempre lo consiguen, y perecen en el intento. El resultado, además de la muerte del personaje, es que a los jugadores se nos rompe algo dentro que ya nunca podremos reconstruir, un proceso que forma parte de esa fuerza que tienen los videojuegos. Es una realidad que algunos personajes han de morir, y en esta lista vamos a recopilar y analizar las 10 muertes más dramáticas que hemos tenido que superar a lo largo de la historia de los videojuegos. Nos hemos reducido a un personaje por franquicia, y hemos excluido aquellos que son revividos después. Dicho esto, con el obvio aviso de la existencia de spoilers, coge los pañuelos y acompáñanos en este triste viaje.

10 – Roman Bellic/Kate McReary (Grand Theft Auto IV)

Comenzamos con una muerte de la que, en gran medida, somos los responsables. Y es que en el último acto de GTA IV tenemos dos opciones: hacer negocios con el hombre que nos traicionó, o acabar con él. Roman nos insta a hacer lo primero, mientras que Kate, defiende que Niko debería seguir lo que le dicta su corazón y vengarse. La ironía reside en que, en función de la decisión que tomemos, uno de los dos será asesinado en la boda de Roman. Si negociamos con Dimitri, Roman morirá, pero si lo matamos, será nuestra pareja quien perezca en los escalones de la iglesia.

9 – John Marston (Red Dead Redemption)

Tras una auténtica odisea por los terrenos fronterizos entre México y Estados Unidos, John Marston por fin consigue volver a su rancho junto a su familia. Ha sido un viaje duro para él y para los jugadores, pero aún no ha terminado. Y es que los enemigos de John se han unido para darle caza, y el protagonista no puede hacer otra cosa que dejarse fusilar para darle a su mujer e hijo la opción de escapar sanos y salvos. La escena es cruda, y los sentimientos, muchos.

8 – Wander (Shadow of the Colossus)

Tras derribar a 16 colosos con todo el esfuerzo del mundo, por fin podremos resucitar a nuestra querida Mono. Pero no sin antes enfrentarnos a Lord Emon, que consigue hacer que Dormin, la esencia que vive dentro del protagonista, desaparezca, arrastrándole consigo. La muerte en sí no resulta tan dramática como el hecho de que, después de tanto esfuerzo, sólo hemos podido estar un momento con Mono después de resucitarla.

7 – Soap McTavish (Call of Duty: Modern Warfare 3)

En el primer título de la saga Modern Warfare, tomamos el control de un novato soldado apodado “Soap”, con el que viajaremos por todo el mundo enfrentándonos a diferentes amenazas por la paz. Sin duda se trata de una odisea en la que aprendemos a cogerle cariño, junto a su mentor, el Coronel Price. Es por ello que, dos entregas después, es tan duro verle morir después de haberle arrastrado por un campo de batalla. La reacción de Price es la guinda de este pastel de sentimientos.

6 – La familia Auditore (Assassin’s Creed 2)

Puede que esto sea discutible, pero la crítica ha situado a la saga de los Auditore como la mejor parte de la franquicia Assassin’s Creed. En parte puede que este éxito venga del argumento del que parte, en el cual toda la familia de Ezio, el protagonista, es Acusada injustamente de traición y ajusticiada ante sus ojos. No sólo perdemos a personajes con los que ya nos habíamos relacionado, sino que somos testigos del nacimiento de un Asesino.

5 – María Santiago (Gears of War 2)

La guerra es una crueldad constante, y esta saga insignia de Xbox nos lo recuerda a cada momento. No somos héroes de acción que disfrutan disparando a los Locust, sino personas humanas que echan de menos a su familia. Éste es el caso de Dominic Santiago, compañero de Marcus Fenix, a cuya esposa María han capturado y torturado los enemigos del juego. Tras muchos combates conseguimos rescatarla, sólo para ver cómo la tortura la ha dejado demasiado débil para seguir viviendo, y muere en brazos de Dom.

4 – Sarah (The Last of Us)

No cabe duda que The Last of Us, pese a ser una historia con bases de terror, tiene su mayor poder en el drama. Los esfuerzos de los personajes por sobrevivir y la relación entre Joel y Ellie han sido las grandes bazas que han hecho posible que este juego pase a la historia. Pero todo eso parte de un inicio, en el cual el brote del virus hace entrar en pánico a todo el mundo, incluyendo soldados, lo cual se cobra la vida de Sarah, la hija de Joel, en una escena que puede arrancar lágrimas al más pintado.

3 – Cortana (Halo 4)

Si eres un veterano jugador, y aficionado a Halo, has sido testigo de cómo la inteligencia artificial Cortana te acompañaba a lo largo de un épico viaje salvando el mundo en varias ocasiones. Por eso fue tan difícil verla despedirse del Jefe Maestro tras todo un juego en el que su programación empezaba a fallar.

2 – Lee Everett (The Walking Dead)

En un juego que adoró la crítica, y cualquier jugador que aprecie una historia bien contada, teníamos que tomar una dura decisión final. Lee había sido mordido, y ya estaba en proceso de transformarse en un caminante. Era nuestra labor, como Clem, tomar la decisión de dispararle antes de que se completara la transformación, o esposarle a un radiador y tomarle de la mano mientras se transformaba.

1 – Aeris (Final Fantasy VII)

El obvio primer puesto en esta lista no es otra que la protagonista femenina de Final Fantasy VII. Nunca olvidaremos cómo Sephiroth atravesaba a nuestra querida chica de las flores con Masamune, dando punto y final a su viaje junto a Cloud y compañía. Aún hay jugadores que no han aceptado su muerte, pero hay algo mucho peor. Y es que tendremos que revivir este triste momento en Final Fantasy VII Remake.

Publicaciones relacionadas

Cerrar