Las claves de Metal Gear Solid V: The Phantom Pain. Big Boss

Las claves de Metal Gear Solid V: The Phantom Pain. Big Boss

A una semana justo de que salga a la venta la última obra de Hideo Kojima, llegamos a la última entrega de nuestros reportajes del mundo de Metal Gear, en los que te contamos todas las claves para entender el contexto de Metal Gear Solid V: The Phantom Pain, sus personajes y los acontecimientos pasados y futuros. Hasta ahora hemos repasado la trayectoria de Solid, Liquid, Eva, Zero, Ocelot, Huey y Miller, y hoy es el turno de Big Boss. Este es el personaje central del argumento de toda la saga, ya que es protagonista de varias entregas, y en el resto, es mencionado como un elemento clave para el transcurso de los acontecimientos.

El verdadero nombre de Big Boss verdadero nombre es John, aunque a lo largo de su vida también se le conoce como Jack (que es un diminutivo), Snake, Naked Snake, Vic Boss, Saladino o el Soldado Legendario.

Snake nace en 1935 en Arlington (Virginia), y desde muy joven desarrolla su carrera militar, participando en la guerra de Corea (1950) y en el grupo de los Boinas Verdes. Por esa época conoce a una soldado que le marcará durante el resto de su vida, The Boss. Ella ejerce de mentora para él, le enseña técnicas de supervivencia en terreno urbano y marino y le entrena en combate, demolición y obtención de información. Además, juntos crean una técnica de combate cuerpo a cuerpo llamada CQC, basada en el judo.

Pocos años después, forma parte de una prueba nuclear en el atolón Bikini, donde tuvo lugar la primera detonación aérea de una bomba de hidrógeno. La exposición a la radiación le provocó secuelas biológicas, como la esterilidad; sin embargo, sobrevivió a ella, al contrario que sus compañeros presentes, que terminaron todos muriendo.



Su primera gran misión, y la que le puso todos los galones en la CIA, cuerpo al que pertenecía por entonces, fue la Snake Eater en 1964. En ella tiene que acabar con The Boss por culpa de una serie de reveses en la misión. Originalmente, Snake es enviado a Rusia para rescatar a un científico que está desarrollando un arma con misiles nucleares y ha perdido asilo a los Estados Unidos; mientras, The Boss se acercaría a Volgin, un militar rebelde de la zona, para hacerse con el Legado de los Filósofos. Sin embargo, Volgin lanza un ataque a una base rusa con misiles americanos contra todo pronóstico, y los norteamericanos, al no poder probar su inocencia, terminan cargando las culpas sobre The Boss, alegando que es un soldado que ha desertado de la CIA y trabaja con el grupo golpista soviético.

Snake consigue superar la misión gracias al apoyo de Zero por radio y Eva a pie de campo. En el terreno también conoce a Ocelot, un joven agente durmiente que trabajaba a tres bandas en la URSS. Durante su enfrentamiento final con The Boss, ella consigue abrirle la mente y sembrarle varias ideas sobre el campo de batalla y los enemigos. Le habla sobre cómo los enemigos cambian con el tiempo, al igual que los ideales, y por ello los soldados siempre serán marionetas de los gobiernos. Tras acabar con ella, él se da cuenta que ha sido un mero peón de la CIA y la Casa Blanca, y por ello no quiere utilizar el nombre de Big Boss que le ponen, ya no se siente digno de él.

El año 1970 es realmente relevante dentro de su historia. Por una parte, consigue acabar con un grupo rebelde de agentes especiales de FOX en la Península de San Jerónimo, en Colombia. Pero por otro, al término de la misión, Zero funda Los Patriots, invitando a Big Boss a formar parte tras ser un requisito impuesto por Ocelot para participar también él. Sin embargo, los planes que tenía Zero pasaban por utilizar a Snake como un símbolo mundial, y él no quiere verse como una marioneta. Además, diferían en lo que habían entendido del mensaje de The Boss, ya que el militar anelaba un mundo en el que los soldados siempre tuvieran una razón para luchar, y Zero prefería controlar la información mundial para mantener unos ideales inmutables con el tiempo.

La distancia entre ambos se termina convirtiendo en insalvable, y antes de que Snake abandone el grupo de Los Patriots, Zero consiguie clonar su código genético y crea tres niños, Solid, Liquid y Solidus.



En 1974 Snake ya ha formado un ejército propio de soldados mercenarios, llamado Militaires Sans Frontiers, y se desplaza hasta el mar caribe con ellos, utilizando como puesto central la Mother Base, una estación petrolífera que le regalan a cambio de resolver el incidente de Peace Walker, y donde quiere levantar un paraíso para los soldados, Outer Heaven. Su misión en ese momento consiste en acabar con el primer modelo de tanque nuclear bípedo de la historia. Para ello se infiltra en diferentes misiones en Costa Rica con la ayuda por radio de Kazuhira Miller. Durante la misión conoce y recluta al Dr. Huey, quien había creado el Metal Gear Peace Walker y posteriormente le ayuda a crear el suyo propio para su base, Metal Gear Zeke.

Peace Walker había sido creado con una inteligencia artificial que simulaba la personalidad de The Boss, por lo que la misión le atraía especialmente a Snake, aunque de nuevo, se ve obligado a matarla. Al final del enfrentamiento, el tanque utiliza su inteligencia artificial para hundirse en el agua y rendirse, evitando así un desastre internacional. Snake, al ver esto, comprente que The Boss también se rindió en su lucha diez años atrás, cuando tuvieron que combatir entre ellos, y se siente decepcionado con su mentora. Es por eso que a partir de entonces se hará llamar Big Boss.

A lo largo de los siguientes meses realiza diferentes misiones de infiltración a una base naval americana en suelo cubano, el Campamento Omega. La última que realiza consiste en rescatar a Chico, un joven agente de su ejército, y a Paz, una espía que podría comprometer su situación si era interrogada, pero que podría ser de ayuda si la llevaba de vuelta a la base, puesto que es la única que conoce la localización real de Zero.

Snake consigue completar la misión con éxito, sin embargo, de vuelta a la base presencia cómo esta está siendo atacada por el grupo XOF, en alineación con Los Patriots, tras haberse colado en una falsa inspección nuclear.



Aunque consigue escapar de la Mother Base con Kaz y algunos soldados, el helicóptero donde se desplazan es derribado a causa de una explosión, y tras ello Snake pasa nueve años en coma.

Al despertar, nueve años después, rescata a Miller, que se encontraba preso en Afganistán desde varios días atrás, y con la ayuda de Ocelot levanta un nuevo grupo de mercenarios: Diamond Dogs, con una nueva base marítima como la primera. Durante los años 80, Big Boss participa en unas 70 guerras en todo el mundo, donde va reclutando nuevos miembros y salvando a niños soldados de morir en la guerra.

En la década de los 90 entra a formar parte del grupo especial Foxhound, en el que se convierte en instructor. En esta época conoce a Solid Snake y le entrena en el combate cuerpo a cuerpo y la superfivencia. Sin embargo, aunque milita dentro de este cuerpo de la CIA, al mismo tiempo se encuentra levantando su propia nación para soldados en el sur de África.

Ante el aviso internacional de que en su base secreta se estaba desarrollando un modelo de Metal Gear, se ve obligado como líder de Foxhound a mandar a Solid a la base. Le elige a él porque no espera que consiga terminar la misión al ser un soldado con poca experiencia, y así su plan no se retrasaría. Sin embargo al final se ve derrotado por su hijo clonado.



Lo mismo ocurre cuatro año después, en 1999, cuando el cuerpo de Big Boss es recompuesto con implantes cibernéticos e intenta levantar Outer Heaven de nuevo. Sin embargo, tras ser derrotado por Solid, su cuerpo es apresado por Zero, quien lo mantiene en un estado vegetativo en primer lugar por miedo, y en segundo, para preservar su figura.

Su cuerpo permanece en una localización desconocida hasta 2014, cuando Solid consigue acabar con Los Patriots, y Big Boss despierta de nuevo. Aunque durante los últimos años de su vida tuvo en su hijo a un rival en el campo de batalla, se dirige hacia donde él está y le presenta sus respetos como soldado. Además le cuenta toda la verdad acerca de Zero y acaba con su vida desconectándole de las máquinas que le mantenían artificialmente con vida.

Big Boss muere finalmente en ese año, con 79 años de edad, a causa del virus Foxdie que Los Patriots habían inoculado a Solid Snake para que acabara con él en caso de que despertara del coma. Nunca ve cumplido del todo su sueño de crear un estado compuesto únicamente por soldados, pero ya en sus últimos instantes de vida, comprende el verdadero significado de las palabras de The Boss y le pide a su hijo que no desperdicie el tiempo que le queda de vida luchando.

Cerrar