Las parejas más bonitas de los videojuegos

Hoy es 14 de febrero, la jornada conocida por la mayoría de personas como San Valentín. Un día que, para muchos, es la ocasión perfecta para declarar su amor a esa persona tan especial o demostrarle cuánto la quiere y que, para otros tantos, no es más que una invención para vender regalos y todo tipo de productos relacionados a cascoporro.

Dicen que el amor es algo que traspasa todas las barreras, y lo cierto es que rompe incluso las del videojuego. Hoy queremos hablaros de esas parejas que tanto han marcado los juegos, relaciones tanto de amor en su sentido más tradicional como de ese que se siente al conectar especialmente con una persona y trae una profunda amistad. El medio de lo videolúdico también sirve para plasmar historias bonitas y romanticonas, y os lo vamos a demostrar con estos ejemplos.

Hemos reunido las parejas más bonitas de los videojuegos, esos pares que marcaron la diferencia y que muchos recuerdan todavía por lo impactante de su historia. Esperamos que os encontréis con rostros familiares y que, si tenéis alguna propuesta, ¡no dudéis en hacerla!

 

Final Fantasy X – Tidus y Yuna

El amor surgió entre estos dos jóvenes protagonistas de Final Fantasy X. La relación entre Tidus y Yuna es una de las más memorables de todo Final Fantasy, como también una de las más tristes. Cuando se desarrollan todos los acontecimientos y se cierra el argumento del juego, podemos ver uno de los momentos más emotivos de la franquicia y el gran detonante de esa secuela que tanto dio que hablar.

 

Dead Space – Isaac y Nicole

El gran protagonista de Dead Space hace un horrible descubrimiento al final del primer vidojuego. El mensaje oculto en la primera letra de cada capítulo revela una horrible realidad que el jugador descubre de la mano de Isaac Clarke, pero que no impide ver que había algo muy grande entre él y Nicole. En su secuela, tal es la conexión entre ambos que no puede dejar de hablar con ella. Aunque… mejor descubridlo si no lo habéis hecho ya.

 

Shadow of the Colossus – Wander y Mono

Amada o no, lo que Wander hace por Mono en Shadow of the Colossus es algo tan valiente como trágico. Sacrificada por un rito sin sentido, Mono fallece y es llevada por el protagonista a la Tierra Prohibida. Allí, él sigue las órdenes de Dormin para devolverla a la vida matando a los colosos que habitan en la zona. Lo que finalmente ocurre es otra de las pruebas de la crueldad del destino.

 

To The Moon – Johnny y River

Un título indie de esos que te atraviesan el corazón y, una vez ensartado, lo lanzan al suelo y lo pisotean. Un moribundo Johnny pide un último deseo antes de morir, ver a River, la mujer de la que es viudo. Este deseo se hace realidad, transportando al jugador a una historia en la que es testigo y partícipe de una relación totalmente creíble, con altibajos, con un desenlace que lleva al mágico momento en el que se conocieron.

 

Life is Strange – Max y Chloe

La relación entre ambas protagonistas de Life is Strange es algo que se termina de decidir en función de las decisiones y acciones que realice el jugador. Sin embargo, la profunda amistad que las une trae consigo una historia de jóvenes que buscan su sitio en un mundo en el que no terminan de encajar. Sus problemas, sus vivencias y sus puntos en común demuestran una fortísima y preciosa amistad… o algo más.

 

Portal – El Cubo de Compañía y… tú

Podríamos haber pensado en el Cubo de Compañía y Chell, pero realmente la relación aquí se sale de la pantalla y agarra al jugador como la otra mitad. En el transcurso de Portal, recibes un cubo con corazones que debe ser tu compañero durante gran parte del juego hasta que, en un momento determinado, cae en un horno y desaparece. El videojuego quería que te encariñaras con él, protegiéndolo y usándolo como un versátil compañero, para arrebatártelo cuando más cariño le habías cogido.

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.

Publicaciones relacionadas

Cerrar