Lobezno tiene estas habilidades que quizás desconocías

Lobezno es capaz de todo esto y quizá no lo sabías

Entre los personajes más populares del Universo Marvel, al que sus películas en solitario le están jugando una mala pasada – pero puede que Logan arregle eso – está Lobezno. Todo el mundo que sea aficionado a los cómics de superhéroes conoce a Lobezno y sus habilidades. Bajito (antes de Hugh Jackman), peludo, con un peinado estrafalario (antes de Hugh Jackman) con una mala leche legendaria y partidario de rajar primero y preguntar después. Y además se cura muy rápido. Ese sería el resumen.

En realidad, Lobezno puede anotarse más capacidades en su currículum heróico. Capacidades que enumera Screen Rant y que quizá se te hayan pasado por algo, aunque alguna que otra sí se ha podido ver en las películas. Como sea, Lobezno no es solo un señor con un esqueleto blindado, garras y que puede hacer crecer otra cabeza si le cortan la que tiene. Estas son sus otras habilidades que a día de hoy quedan en segundo plano:



Sentidos sobrehumanos: Lobezno no se llama así por nada, y tiene una fuerte parte animal que dispone de sentidos aumentados. Algo que le permite identificar a mutantes metamórficos o apañárselas para rastrear a alguien.



Es resistente a enfermedades y drogas: La imagen de Logan con una cerveza, un whisky o atizándose un purazo de los que no se ven en el Bernabeu un domingo por la tarde y quedándose tan pancho cual rey de Inglaterra tiene una clara explicación. Con su factor curativo, cualquier patógeno o tóxico tiene poco que hacer. Con un hígado que se regenera y ascendencia canadiense, ¿cómo no va a vaciar bares?



Resistencia y reflejos aumentados: La letra pequeña en todo factor curativo acelerado se traduce en una tremebunda resistencia a todo castigo que se le infrinja. Pero además, un esqueleto forrado del metal más fuerte conocido da para bastante exhibiciones de fuerza, aunque no sea un Hulk o un Coloso.



Experto en combate cuerpo a cuerpo: Esto no viene con los poderes por muy bruto que sea Logan, sino con la formación. Y es que Lobezno toma su alias como agente de inteligencia para la organización canadiense Departamento H, de donde también saldría el supergrupo Alpha Flight.



Inmune al envenenamiento por adamantium: Pues sí, el adamantium tiene un desagradable efecto secundario consistente en ser tóxico. Por ello, Arma X busca sujetos de pruebas con un factor curativo destacado. Como Logan.



Supresión de recuerdos: Vivir más de un siglo no debe ser agradable. Es comprensible que la psique de Lobezno, a la que ya hace tiempo que le debió saltar el precinto, acabase por tomar cartas en el asunto y llevarle a olvidar sus orígenes y verdadera identidad. Tampoco es que hiciera falta contarla…



Puede sobrevivir a una explosión nuclear: Las cucarachas, algunas arañas, Hulk y Lobezno heredarán la Tierra si hay una explosión nuclear cerca. ¿Qué es volatilizarse en una onda expansiva extremadamente destructora a miles de grados de temperaturas si mientras haya átomos hay alegría?



Experto en espionaje: No le verás pidiendo un Martini agitado no removido, pero Lobezno ha tenido sus misiones de espionaje codo con codo con Nick Furia o la Viuda Negra en lugares poco recomendables como Madripur.



Es muy inteligente: La experiencia es un grado, y para alguien que lleva un siglo viendo cosas, eso es mucha experiencia. Lobezno tiene muchos pelos y ni uno solo de tonto. Puede que la paciencia no sea su fuerte, pero recordemos que estuvo en el servicio de inteligencia canadiense.



Visión nocturna
: Si tienes sentidos aumentados, tienes visión nocturna. Esto viene en el pack. Lobezno puede acechar en las sombras la mar de bien, y es que aunque estuviera completamente ciego, su oído y su olfato son infalibles. Pero como además dispone de un ojo bien agudo, mejor que mejor.



Sabe idiomas: De nuevo, hablamos de un espía. Lobezno domina el español, ruso, chino, japonés, árabe, tailandés, filipino, italiano, persa, coreano, vietnamita, francés, alemán, portugués y las lenguas nativas de los indios lakota y cheyenne. Le puedes pedir direcciones, te va a entender.



Experto en armas: Ver “Experto en combate cuerpo a cuerpo”. Pero además, la época de su vida que pasó en Japón amplió estos horizontes para instruirlo en el bushido. No en vano, Lobezno es más de cortar cosas que de disparar.



Resistencia a la telepatía y ataques mentales: Podría catalogarse como efecto secundario de su resistencia, o podría ser que simplemente Lobezno es demasiado testarudo para que otro se meta a embrollar en su cabeza. La cuestión es cuánto puede el agresor mantener la concentración con las tripas colgando.



Detección de mentiras: Los sentidos superdesarrollados de Lobezno no solo le hacen un rastreador de primera, sino también un eficaz detector de mentiras. Latidos, tonos de voz… nada se le escapa.



Rabia Berserker: Lo malo de un animal acorralado es que no se sabe cómo va a reaccionar. Con Lobezno pasa lo mismo cuando cae presa de la rabia. Entra en un estado en el que su parte animal toma el volante y la palabra “control” se cae del diccionario. En este estado, a Lobezno no le importa las vidas que se lleve por delante. Que no se hubieran puesto en medio.

¿Conocías estas habilidades?

Cerrar