Los 10 personajes más odiosos de los videojuegos

Los 10 personajes más odiosos de los videojuegos

Las historias de los videojuegos han ido evolucionando con el paso de los años y cada vez tenemos a nuestra disposición una mayor variedad de argumentos y personajes de todo tipo. Sin embargo, para que una historia funciones es necesario que los protagonistas tengan secundarios graciosetes, auténticos psicópatas o sencillamente con un aura de misterio.

Muchas veces estos personajes secundarios acaban siendo un auténtico estorbo y resultan de lo más cargantes para los jugadores por muy diversos motivos. Hoy, precisamente, te traemos una pequeña lista con algunos de esos personajes que nos han hecho la vida imposible a nosotros y, como siempre, nos encantaría que en la caja de comentarios nos apuntaras los que te la han hecho a ti.

Talbot (Uncharted 3: La traición de Drake)

La franquicia Uncharted, uno de los grandes éxitos de Naughty Dog, ha tenido villanos de lo más variopintos, pero ninguno tan sumamente insufrible como Talbot. Este tipo parece adorar a Marlowe del mismo modo que Smithers lo hace con el señor Burns y tiene un talento innato para sacar de sus casillas a Drake. Esa persecución infinita en Yemen nos hace desear querer arrearle un buen puntapié.

Vaas (Far Cry 3)

De su segunda a su tercera entrega la saga Far Cry se volvió mucho más loca y divertida. El rey de los locos es, por supuesto, Vaas, un tarado mental dispuesto a ponernos al límite y a desquiciar a nuestro protagonista con casi cualquier acción cotidiana. Lamentablemente al final tenía menos protagonismo del que hubiéramos deseado. Pagan Min ha querido seguir sus pasos, pero se ha quedado a medio camino de este genio.

Trevor (Grand Theft Auto V)

Y hablando de locos de remate tenemos a Trevor Philips, de Grand Theft Auto V. Es el psicópata del trío de protagonistas del juego de Rockstar y lo demuestra a cada momento. Ponerle nervioso no es lo más adecuado porque no sabes por dónde te va a salir. Igual te da un puñetazo entre ceja y ceja que coge un avión para perseguirte por medio mundo. Avisado estás.

Zeke (inFamous)

Cole McGrath debía enfrentarse a todo tipo de engendros con poderes en inFamous, pero su peor enemigo era su propio íntimo amigo. El insufrible Zeke era la perfecta combinación entre plasta insufrible y cagueta de órdago. Encima destilaba ese aire de envidia a su amigo Cole que lo volvía en un personaje todavía más odioso. Por si fuera poco tuvimos que aguantarlo en dos entregas.

Barry Wheeler (Alan Wake)

El inseparable compañero de fatigas del novelista Alan Wake le hacía una visita en su retiro en Bright Falls. Amigo fiel, con un terrible gusto para la moda y un tipo muy cargante. Siempre con un chiste en la boca, incluso en los momentos más difíciles, Barry Wheeler es uno de esos personajes que no tienen término medio: o lo amas o lo odias. Aunque la línea que separa ambos términos es muy fina.

Joker (Mass Effect)

La Normandía de Shepard tampoco se libraba de su ración de personajes chistosos incluso en los momentos más inapropiados. Hablamos, claro está, de Joker, el piloto de la nave. Comenzó como una especie de bufón y se fue convirtiendo en un personaje mucho más soportable, aunque empalagoso por su relación amorosa. Aunque siendo sinceros, el momento Joker de la saga es tremendo.

Maria Auditore (Assassin’s Creed 2)

El bueno de Ezio Auditore debía vengar la muerte de gran parte de su familia y tenía la fortuna (o no) de apoyarse en los familiares que le quedaban en la Villa Auditore. ¿Quién no recuerda a Maria, la madre de Ezio, arrodillada y llorando contra la cama durante todo el maldito juego? ¿De verdad esa mujer no comió, bebió ni hizo sus necesidades durante años?

Ashley Graham (Resident Evil 4)

Los personajes gritones y de voz chillona son los peores para nuestros oídos e inevitablemente se les acaba cogiendo una tirria difícil de quitarse de encima. En esta ocasión estamos haciendo referencia a Ashley Graham, la hija del presidente a la que Leon debía salvar y proteger constantemente en Resident Evil 4. Ashley, de verdad, esos grititos se instalaban en lo más profundo de nuestro cerebro.

Alphys (Undertale)

Una de las grandes sorpresas del año pasado, Undertale, tenía personajes para el recuerdo y absolutamente inolvidables. Uno de ellos, aunque no precisamente en el buen sentido, era Alphys. Un intento de aliada fallido, pues la buena de Alphys se pasaba gran parte del juego haciéndonos la vida imposible pese a que sus intenciones fueran radicalmente opuestas.

Norton Mapes (F.E.A.R.)

La saga F.E.A.R. se caracteriza por Alma, la niña más terrorífica de los videojuegos, por su oscura atmósfera y por un tipejo con una horrenda camisa comiendo snacks. Hablamos de Norton Mapes, aquel hombre horondo que no dejaba de aparecer una y otra vez en la primera entrega de F.E.A.R. y que realmente no sabemos muy bien qué hacía en aquellas instalaciones, aparte de darnos unos buenos sustos.

Cerrar