Los enemigos más cansinos de los videojuegos

Como hemos comentado muchas veces, la mayoría de los videojuegos que llegan cada mes tienen algo en común: la acción. Gran parte de los títulos a los que jugamos nos invitan a matar a todo tipo de criaturas, bestias e incluso humanos para poder avanzar en el videojuego, de modo que no es de extrañar que a lo largo de nuestra vida jugona nos hayamos topado con todo tipo de rivales y contrincantes, ya sean débiles o poderosos.

Precisamente de lo que queremos hablarte hoy es de unos enemigos en concreto que son verdaderamente cansinos. Se trata de enemigos por lo general no demasiado poderosos, pero sí tan molestos que acaban poniéndonos más nerviosos que un enorme jefe final. Sin más dilación te dejamos con nuestras propuestas y te invitamos a que nos dejes en la caja de comentarios las tuyas propias para que nos ayudes a completar nuestra lista.

Crías de mirelurk (Fallout 4)

Los mirelurk son de por sí uno de los enemigos más molestos de Fallout 4, pues solo les hacemos verdadero daño al dispararles en la cara. Su resistente coraza le permite resistir prácticamente hasta una minibomba nuclear que impacte en él, pero sus crías son todavía más molestas. Y es que, aunque suelen caer de un solo disparo o puñetazo, atacan en grandes grupos y cuando crees que se han acabado vuelven a salir de huevos.

Hermanos Martillo (Super Mario Bros.)

Los Koopa siempre han sido enemigos a tener en cuenta en la saga Super Mario Bros., pues de un solo toque pueden acabar con nuestra vida. Sin embargo, saltando sobre ellos se acaba el problema. Los Hermanos Martillo son otro cantar, pues además de dañarnos con su cuerpo también nos molestos, y mucho, lanzando martillos a distancia. Sus rápidos movimientos, en ocasiones, los vuelven impredecibles y desesperantes.

Mímicos (Prey)

¿Existe algo peor que tener que atacar a un enemigo que no puedes ver? Aunque a medida que avanza Prey tenemos más herramientas a nuestra disposición, al comienzo no podremos fiarnos ni de nuestra sombra. Los mímicos toman forma de silla, de papelera, de taza de café o de lo que se les cruce por el camino. No tienen mucha vida, pero pueden darte un susto de muerte si no esperas su presencia en el lugar donde estás.

Babosas (Dark Souls 3)

En Dark Souls 3 nos enfrentamos a enormes jefes, a oleadas de poderosos enemigos e incluso a rivales que no son jefes pero que bien podrían serlo. Sin embargo, lo más molesto es encontrarnos a un grupo de babosas que nos cortan el paso. No hacen mucho daño, pero resisten como auténticas rocas a menos que les des caña con fuego. Encontrarte con ellas en zonas pantanosas o acuáticas es una auténtica pesadilla.

Zubat (Pokémon)

Sí, amigos, Zubat tenía que estar en esta lista. Da igual a qué videojuego de la saga Pokémon estés jugando, que si accedes a una cueva ahí va a estar el monstruo de bolsillo tipo murciélago esperándonos en la oscuridad. Como no tiras un repelente vas a tener que aguantar que esta cansina criatura aparezca cada dos pasos. El bicho no nos ha hecho nada, pero su insistencia le ha hecho granjearse el odio de los fans.

Cazador (Fallout: New Vegas)

Cerramos el círculo con un poco más de Fallout, en este caso de New Vegas. En el desierto del Mojave nos encontrábamos a los cazadores, bestias mutadas que parecen una especie de mosquito pero de un tamaño infinitamente superior. Este engendro es capaz de envenenarnos, pero también es muy resistente. Cuando respiremos aliviados porque hemos acabado con él tal vez tengamos otros dos a la espalda esperando su turno.

 

Cerrar