Los juegos third party para Nintendo Switch ocupan demasiado espacio

Los juegos third party para Nintendo Switch ocupan demasiado espacio

La memoria interna de Switch no es muy abundante, pero los planes de ir rotando juegos almacenados en su interior tienen pinta de que tampoco van a llegar a demasiado buen puerto. Sobre todo si hablamos de juegos third party, los cuales van a requerir de un gigantesco bocado de espacio disponible. Tanto que hacerse con una tarjeta SD adicional, o dos, va a ser casi indispensable.

Así lo indica Kotaku, que señala que los juegos de terceras compañías va a ser de un tamaño considerablemente mayor a los de la propia Nintendo. Así, frente a los tamaños de Splatoon 2 o Super Mario Odyssey, que oscilan entre 2 y 6 GB, la versión digital de L.A. Noire serán unos abultados 29 GB de datos. Pero no creas que la versión física que sacará de muchos apuros, ya que igualmente requerirá una descarga de 14 GB. En el caso de Doom, la versión digital son 25 GB, necesitando incluso su versión física de 9 GB.

Uno de los casos más flagrantes es el de NBA 2K18, con una descarga de buenas a primeras de 6,8 GB, a la que seguirá una actualización adicional de 16 GB, y posteriormente aún requerirá de 5 GB adicionales por cada partida guardada. Su versión física sigue necesitando de 24 GB para descargas. En cuanto a Resident Evil Revelations, el primer juego son 13 GB y el segundo justo el doble, 26 GB. Comprar el cartucho solo ahorra la descarga de la primera entrega.

El motivo parece ser que estos juegos son ports realizados desde otros sistemas, y por ello acarrean datos y recursos adicionales para un código que no está optimizado de cara a la máquina. Precisamente lo contrario que Nintendo, que siendo perfecta conocedora de su máquina, puede programar sus juegos desde cero. Será mejor que vayas haciendo acopio de tarjetas hasta que esto varíe.

Publicaciones relacionadas

Cerrar