Los mejores videojuegos de detectives

Sombrero, gabardina, un humeante cenicero lleno de colillas, líos de faldas… Está claro que un detective siempre será un detective, al menos desde que Hollywood inmortalizara el cliché con aquellas viejas películas protagonizadas por Humphrey Bogart y compañía. Pero, ¿qué pasa con el mundo de los videojuegos? Pues que, como suele ocurrir, muchos títulos han heredado esa estética, propia del cine clásico, y en algunas ocasiones con bastante acierto. 
 
Porque no nos referimos a juegos que tratan de buscar pistas como Profesor Layton, si no de aquellos que nos devuelven a libros y películas de cine negro como Sed de Mal, El Halcón Maltés o El Sueño Eterno
 
¿Queréis hacer un repaso con nosotros a algunos de los mejores juegos de detectives? Pues allá vamos…
 
 
Grim Fandango
 
Sin duda una respetuosa y fantástica aventura gráfica en la que manejábamos a Manny Calavera, un curioso personaje que habitaba en la Tierra de los Muertos. Grim Fandango fue uno de los últimos grandes juegos de LucasArts desarrollados por el genial Tim Schafer. En él, además de una sorprendente y elaborada historia, encontrábamos el sentido del humor marca de la casa y une estilo muy de cine negro. 
 
 
 
Fahrenheit
 
Desarrollado por los autores de Heavy Rain, se trata de un thriller muy a la americana (con algunos clichés incluidos), pero con un comienzo increíble. La jugabilidad, a medio camino entre la aventura gráfica y las secuencias de botones, no estaba mal equilibrada del todo, pero su final resultaba un tanto regulero. 
 
 
 
Hotel Dusk
 
Se trata de toda una novela de detectives hecha videojuego, que además gozó de un éxito importante en los primeros tiempos de Nintendo DS (en parte por su original planteamiento). En la historia manejábamos a Kyle Hyde, un antiguo policía que, cómo no, había dejado el cuerpo para ser detective privado. Tenía que reunir pistas y resolver puzles.
 
 
 
Last Window
 
Secuela del título anterior, que mantenía la misma jugabilidad y esa estética tan cinematográfica. La historia también seguía donde lo dejaba el primero. Curiosamente, esta segunda parte no consiguió repetir el éxito de la primera, siendo, al final, el canto de cisne de sus desarrolladores, Cing, que tuvieron que cerrar sus puertas.
 
 
Dirk Dagger and the Fallen Idol
 
Curioso lanzamiento que apareció para N-Gage (cuando esta era ya un formato descargable, no una consola como tal), y que nos ponía en la piel de un detective privado. El juego estaba formado por distintos retos y puzles, y mantenía en todo momento un acentuado sentido del humor. Quizás la jugabilidad fuese algo limitada, pero entretenía.
 
 
 
 
LA Noire
 
Posiblemente uno de los mejores representantes del género que hayan aparecido para una consola. La obra de Rockstar gozaba de una gran ambientación y una historia bien presentada. También los gráficos estaban a un nivel más que aceptable. Quizás su desarrollo fuese algo repetitivo, eso sí. En cualquier caso, es uno de esos juegos que no deja indiferente a nadie, algunos lo adoran y otros…
 
 
 
Deadly Premonition
 
Pese a sus paupérrimos gráficos, esta aventura contaba sin duda con un apasionante guión, muchos personajes muy bien trazados y uno de los protagonistas más carismáticos que se recuerden (con doble personalidad incluida). Su ambientación, al más puro estilo Twin Peaks, era igualmente destacable. Una pena que la crítica se cebara con él de forma tan injusta.
 
 
Discworld Noir
 
Lanzado en 1999, se trata de otra aventura gráfica (género habitualmente relacionado con este tipo de aventuras “de cine negro”) con un estilo bastante clásico. En el título éramos Lewton, un detective que tenía que resolver todo tipo de crímenes. La lista de personajes que aparecían, como una mujer fatal llamada Carlotta o la propia Muerte, eran un espectáculo.
 
 
 
Max Payne
 
Cualquier juego de esta saga está marcado por el cine negro, desde el mortal arranque de su primera entrega a las mujeres fatales en Brasil de la tercera y última hasta la fecha. Además, el bueno de Max con el mejor estilo de los diálogos interiores de un detective privado, narra sus historias en primera persona con la mordiente que siempre tuvo Humphrey Bogart en sus películas.
 
 
 
Diggs: Detective Privado

Se pondrá a la venta a finales de este mes, y se trata del último “invento” para el Wonderbook de PlayStation 3. En él nos pondremos en la piel de un gusano llamado Diggs, que tendrá que recorrer distintos escenarios y superar todo tipo de retos. Aunque estará pensado para los más pequeños, su ambientación será cien por cien cine negro. 
 
 
Hasta aquí nuestra lista de juegos de detectives. Pero, por supuesto, existen muchos más. ¿Con cuáles os quedáis vosotros?

Cerrar