Metal Gear Solid: El videojuego de Kojima tiene algunos secretos ocultos que no imaginas

Aunque parezca imposible ya han pasado casi veinte años desde que Hideo Kojima dio el salto definitivo a la fama con su maravilloso Metal Gear Solid. Y es que aunque anteriormente la saga había tenido dos entregas, no fue hasta su llegada a PlayStation cuando la franquicia se convirtió en un fenómeno mundial y todos la empezaron a tomar como referencia de lo que debía ser un videojuego de sigilo y una gran historia.

Muchos pensarán que tras casi dos décadas desde su lanzamiento es improbable que haya algún detalle que no se sepa sobre el videojuego y puede que tengan razón, pero lo que es seguro es que hay curiosidades tan espectaculares y secretas que es posible que ni los más fanáticos de la saga hayan tenido el placer de descubrir hasta el día de hoy. De ello precisamente es lo que queremos hablarte en las próximas líneas.

Comenzaremos hablando del doblaje a los diferentes idiomas, pues existen algunas particularidades muy interesantes. El primer Metal Gear Solid es el único título de toda la saga con doblaje al castellano (excelente, por cierto) y lo más curioso de todo es que tan solo se necesitaron diez días para grabar las voces de todos los actores al completo, una cifra de fechas increíblemente ridícula en comparación con otras obras e idiomas.

En cuanto al doblaje en inglés destaca la curiosidad de que el que acabara siendo actor de doblaje de Hal “Otacton” Emmerich, Christopher Randolph, fue inicialmente elegido para interpretar a Solid Snake, pero hubo un cambio de planes. En el original japonés se escogió a Akio Otsuka para Snake. Fue una petición expresa del propio Hideo Kojima tras haberle escuchado como Anavel Gato en Mobile Suit Gundam 0083 Stardust Memory.

La más trágica de las curiosidades que rodean al primer Metal Gear Solid también es la más impactante. Tiene que ver con el terremoto que acaeció en la japonesa ciudad de Kobe en el año 1995, que afectó a gran parte de las oficinas de Konami y destruyó el concepto del proyecto del videojuego de Hideo Kojima. Al genio nipón y a su equipo no le quedó más remedio que comenzar de cero a trabajar en Metal Gear Solid.

Como última curiosidad queremos hablarte de la clásica caja de cartón en la que Solid Snake se puede esconder desde esta primera entrega de Metal Gear Solid. Hideo Kojima era un gran fan del libro Hako Otoko (Box Man) de Abe Koubou, de modo que decidió rendirle homenaje de este curioso modo. En la novela el protagonista es un fotógrafo que se mueve por la ciudad escondido en una caja de cartón para pasar desapercibido.

Incluso tantos años después del lanzamiento del Metal Gear Solid original, como has podido comprobar por ti mismo, existen grandes curiosidades y secretos sobre una de las obras maestras de Hideo Kojima que no muchos fans de la saga conocen. Si te ha gustado el artículo y quieres que elaboremos más sobre la franquicia Metal Gear no tienes más que hacérnoslo saber a través de la caja de comentarios para que lo tengamos en cuenta para futuros textos.

Cerrar