“Nadie está a salvo en Juego de Tronos”, explica George R.R. Martin

Siempre hemos mantenido que hay pocos libros con los que uno sufra tanto como con la saga Canción de Hielo y Fuego. Su autor, George R.R. Martin, no tiene precisamente muchos reparos a la hora de terminar fulminantemente con sus protagonistas, sea cual sea el peso que tengan estos en la historia. Sin embargo, y aunque cueste creerlo, el escritor siempre ha tenido un límite y un número máximo de cadáveres por libro.

O más bien, podemos decir que lo tenía. Según las declaraciones de George R.R. Martin que recoge BuzzFeed, la posibilidad de que el escritor empiece a matar personajes principales a diestro y siniestro tiene un porcentaje cada vez más alto. La razón es simple: hasta ahora, Martin tenía que tener muy en cuenta la forma en la que están estructurados sus libros, intentando mantener los puntos de vista desde los que narra la historia más o menos constantes. Sin embargo, conforme se acerca el final de la saga y de Juego de Tronos, su adaptación televisiva, todas las historias empiezan a entremezclarse y a confluir en unas pocas o una sóla, por lo que mantener varios puntos de vista resulta innecesario.

Nadie está a salvo en Poniente, así que os daremos un consejo: ¡no os encariñéis de ninguno de sus personajes!

Publicaciones relacionadas

Cerrar