Nintendo sigue trabajando en mejorar Switch Online

Una de las grandes asignaturas pendientes de la compañía.

Nintendo Switch puede presumir de ser una de las consolas superventas del momento o de contar con juegos tan aclamados como The Legend of Zelda: Breath of the Wild, pero cuando hablamos de opciones online y sistemas multijugador, la consola de Nintendo se queda, claramente, muy por detrás de la competencia. Un punto a mejorar del que son conscientes en la compañía japonesa, ya trabajan en «mejorar el atractivo de Nintendo Switch Online«.

Nintendo Switch Online, no solo sirve para habilitar el juego en línea, también ofrece juegos clásicos de NES y SNES de forma periódica, pero aún así, parece que el servicio no es todo lo atractivo que debería. En septiembre del año pasado contaba con 26 millones de usuarios.

“La suscripción en este servicio superó los 26 millones de cuentas de pago en septiembre del año pasado y sigue creciendo de manera constante, a la par del aumento de las ventas de la consola Nintendo Switch», asegura Shuntaro Furukawa, presidente de Nintendo, en la última junta de accionistas. «Para Nintendo Switch Online, es importante no solo aumentar la cantidad de miembros nuevos, sino también alentar a los miembros existentes a que continúen usando el servicio, por lo que estamos trabajando para aumentar el atractivo del servicio para que sea aún más divertido y conveniente de jugar. con Nintendo Switch».

En cuanto a los planes de Nintendo para aumentar ese atractivo de cara a los usuarios, Furukawa no da ningún detalle, pero no sería descabellado ver juegos clásicos de más consolas de Nintendo, como Game Boy o Nintendo 64. De igual manera, la compañía podría darle un empujón con nuevos lanzamientos propios que exprimieran las capacidades multijugador de su consola híbrida, como Splatoon 3 y nuevas funciones en línea.

Luis Avilés

Periodista de profesión y jugador de vocación. Me he criado con una consola entre las manos y me esfuerzo día a día en convertir mi hobby en una forma de vida.
Cerrar