No Man’s Sky: Curiosidades del juego que probablemente no conozcas

No Man’s Sky: Curiosidades del juego que probablemente no conozcas

Si bien No Man’s Sky se ha situado como uno de los videojuegos más esperados del verano, e incluso de 2016, hemos podido comprobar que la campaña promocional emitida por Hello Games ha estado destinada a crear incógnitas alrededor del juego, y sus responsables han evitado revelar demasiada información.

Sin embargo, no han podido dejar caer algunas pistas, que a su vez han pasado algo desapercibidas para el gran público, y que nos pueden obsequiar con mucha información de este potencialmente infinito videojuego. Estas pistas y datos curiosos son los protagonistas del siguiente reportaje, en el que recopilamos claves de No Man’s Sky que han permanecido ocultas para la mayoría de aficionados. ¿Tienes ganas de que llegue el 10 de agosto para hacerte con este título?

Desenlace

Comenzamos por el final. Y es que Hello Games ha dejado caer en múltiples ocasiones que llegar al centro de la galaxia nos proporcionará algún tipo de satisfacción a la hora de comprender toda la historia del título. Sin embargo, no está confirmado que llegar a este lugar sea efectivamente el final del juego. Según las últimas filtraciones, alcanzar el centro galáctico puede tomar unas treinta horas, yendo lo más rápido posible.

Naves veteranas

Por todos es sabido que si nuestra nave sufre un siniestro, debemos desecharla y empezar de nuevo con una básica que iremos mejorando. Sin embargo, si conseguimos aferrarnos a nuestra nave, ésta empezará a mostrar agujeros, marcas y, en definitiva, cicatrices de guerra. De igual manera, se oxidará en función de los entornos que visitemos.

Economía variable

Ya hemos comentado en otras ocasiones que No Man’s Sky se basa en recolectar recursos y obtener Unidades, la corriente económica del juego. Sin embargo, hemos de tener cuidado, pues un objeto que tiene un gran valor en un planeta puede no valer nada en otro, en función de una fluctuación económica basada en la actividad de los jugadores, que nos impedirá obtener el mejor precio por una mera cuestión de probabilidad con respecto al inmenso número de planetas.

Eventos

Según entremos en un nuevo sistema planetario, habremos de enfrentarnos a un evento único, como puede ser una lluvia de asteroides que hemos de esquivar, un conflicto espacial, o el ataque de un grupo de piratas a un carguero. Estos eventos serán diferentes en cada sistema y nos ayudarán a diferenciarlos claramente entre sí.

Plantas carnívoras

Sabemos que los entornos planetarios serán de lo más hostil, gracias a la fauna y los robots que protegen el ecosistema. Sin embargo, también hemos podido saber que habremos de tener cuidado con las plantas, pues acercarnos demasiado a una flor aparentemente inofensiva podría suponer nuestra perdición.

Jetpack

Los planetas que exploraremos tendrán diferentes ecosistemas, ya sean gélidos, desérticos, con junglas o grandes montañas. Para enfrentarnos a todos estos accidentes geográficos y explorar más rápidamente contaremos con la ayuda de nuestro fiel jetpack, que sin embargo no tendremos por defecto. Así que si no quieres quedarte atrapado en una profunda cueva con quién sabe qué criatura, más te vale conseguirlo lo antes posible.

Información

Según estemos explorando estos planetas, podremos entrar en diversos terminales de información e incluir nuestras pesquisas sobra la fauna, flora y geografía local al Atlas, por lo cual se nos recompensará económicamente. De igual manera, el resto de jugadores podrán ver lo que hemos compartido si tienen la suerte de visitar ese planeta.

¿Solos en la galaxia?

Hablando de otros jugadores, is tenemos en cuenta que el número de planetas asciende a más de 18 trillones y el tamaño de la galaxia será acorde a esta cantidad, hay una probabilidad mínima de que nos encontremos de cara con otro jugador. Sin embargo, es posible, así que no dejes de intentarlo. De igual manera, será añadido próximamente un componente multijugador para subsanar este problema.

Inmersión total

Tras la carga inicial del juego, no volveremos a ver una pantalla de carga, lo cual contribuye a que nos sintamos como auténticos exploradores espaciales que entran y salen de toda clase de planetas desconocidos. Podrán pasar horas sin que nos aburramos de jugar, y todo gracias a que nuestra atención nunca se verá cortada por culpa de una pantalla de carga o una cinemática.

La noche oculta horrores

Si por alguna razón aterrizamos en un planeta y se hace de noche (dentro de un ciclo realista de horas) deberíamos plantearnos volver a nuestra nave, pues la visibilidad será muy escasa, y perderse será mucho más sencillo sin uno o varios soles iluminando nuestra nave. De igual manera, la fauna nocturna puede resultar mucho más peligrosa.

Aprende idiomas

Una de las más curiosas características de No Man’s Sky es la posibilidad de encontrar con razas alienígenas sentientes, con las que podemos comunicarnos. Pero antes de ello deberemos aprender su lengua, lo cual será posible gracias a la práctica y diferentes monolitos que nos irán dando experiencia hasta convertirnos en un auténtico experto en idiomas galácticos.

Publicaciones relacionadas

Cerrar