No Solo Gaming: Saint Young Men, o cómo Jesús y Buda se van de vacaciones a Tokio

Estamos, junto a Thermae Romae, ante uno de los títulos más llamativos y curiosos de los editados en Japón en los últimos años. Saint Young Men (Saint Oniisan en el original) nos cuenta de una forma muy divertida y nada ofensiva cómo sería el día a día de dos deidades como Jesús y Buda en la vida terrenal. Haciendo muy buen uso de las referencias a las dos religiones y sucesos históricos protagonizados por ambos dioses, esta historia sin más pretensiones que la de hacernos pasar un rato agradable y soltar alguna carcajada inevitable se ha colado entre los Mangas más vendidos en Japón y su adaptación animada en forma de película tuvo un paso por la cartelera japonesa que ya quisiera alguna que otra superproducción.



De qué va: Jesús y Buda han decidido tomarse un más que merecido descanso y su destino vacacional no es otro que Tachikawa, Tokio. Cada uno tiene una personalidad bastante definida y mientras Buda intenta llevar un control más exhaustivo de todo y una vida más organizada, Jesús intenta más disfrutar de su estancia en la Tierra teniendo menos miramiento por el dinero que gasta en sus hobbies, como por ejemplo las figuras de Kamen Rider. 

En pequeñas historias llevadas por un hilo conductor, que es ver cómo se las apañan en su vida terrenal, nos cuentan las curiosidades y momentos rocambolescos que se podrían dar si en pleno siglo XXI Jesús y Buda decidieran hacernos una visita e intentar vivir como cualquiera de nosotros.



Opinión personal: Desde que me enteré que existía un título como este, tuvo toda mi curiosidad ya que siempre es arriesgado e incluso peligroso adentrarse en un tema tan peliagudo como es el de las religiones y sus máximos líderes (ya hemos visto las fatídicas consecuencias que tuvo para la revista satírica Charlie Hebdo el usar a Mahoma para sus tiras cómicas).

La autora del manga, la historia original, usa la imagen de estos dioses de una forma más que acertada porque en ningún momento hace ningún chiste ofensivo y los personajes están tratados de una forma que llegan rápidamente al lector. Las constantes referencias a sus vidas religiosas, a pinceladas de cultura japonesa, a series y personajes actuales, entre otras, hacen que la sonrisa está permanentemente en nuestras caras mientras asistimos al intento de la autora de mostrarnos un “¿Qué pasaría si…” que más de uno se ha debido de preguntar alguna que otra vez.



Centrándonos ya en la película en sí, decir que concentra perfectamente el espíritu de la obra siendo una inmejorable adaptación. Respeta al cien por cien la idea e intención del manga original y nos narra en hora y media unas cuantas aventurillas que “sufren” Jesús y Buda en distintos momentos de nuestro día (o más bien, en el día a día de los japoneses) mostrándonos sus vivencias en un parque de atracciones, en un balneario y sauna, en un matsuri (festival japonés) o en su intento de ir de compras en rebajas.

Una película muy divertida que cuenta con una animación simple pero de una calidad innegable que destaca por su intento de imitar el trazo del lápiz a la hora de dar vida a los personajes. Largometraje muy recomendable que puede disfrutar cualquiera ya que se hace amena y entretenida siendo hasta bonita de ver.



Edición Española: El manga lleva unos tres años siendo editado en nuestro país de la mano de Norma Editorial teniendo hasta la fecha diez tomos en el mercado.

La película, como viene siendo habitual en España, la distribuye Selecta Visión y desde el pasado 6 de Mayo puede adquirirse en una magnífica edición combo que incluye el Blu-Ray y Dvd con la película, además de un Dvd completo de interesantes extras y un libreto exclusivo de 40 páginas que nos muestra muchos datos sobre el film y los nombres importantes que han formado parte de este proyecto con varias entrevistas suculentas que harán las delicias de los fans de la película en particular y de los amantes de la animación en general.

Para finalizar os dejamos con la carátula original española y un video avance de la película.

Por Miguel A. Aguilar

  También puedes escucharle semanalmente en el programa radiofónico Freakytown

Publicaciones relacionadas

Cerrar