Las 5 Poképaradas más raras de Estados Unidos

Pokémon GO ha llegado a algunos de los sitios más blindados.

Pikachu asustado No importa qué ciudad visites o en cuál vivas. Todas tienen algo en común. Sus calles están invadidas por Pokémon gracias a la aplicación de realidad aumentada creada por Niantic. Pokémon GO se convirtió en todo un fenómeno, pero en los primeros meses surgieron algunos inconvenientes que hicieron que algunos jugadores lo dejasen. Los combates entre jugadores tardaron en aparecer y los usuarios más activos cometían imprudencias porque las Poképaradas o Gimnasios estaban situados en propiedades privadas. Uno de los más populares fue el Gimnasio que se encontraba en la Casa Blanca, ya que al edificio le separa una gran distancia de la verja principal. Pero ya te aseguramos que no es el sitio más raro que está marcado en Pokémon GO.

Hay muchas poképaradas en sitios emblemáticos, pero Estados Unidos tiene algunas de las más extrañas, incluidas áreas restringidas donde el ciudadano de a pie no puede acceder. A continuación vamos a mostrarte las poképaradas más raras que puedes encontrar en el país norteamericano, aunque las más curiosas están en Washington DC. Aun así, Pokémon GO permite crear tus propias Poképaradas y Gimnasios previa aprobación de Niantic.

El Pentágono (Washington DC)

El Pentágono Posiblemente el sitio más restringido después del Área 51. La sede del Departamento de Defensa de los Estados Unidos está blindado para cualquier ciudadano, pero tiene su correspondiente parada o gimnasio para coger recompensas del juego. A pesar de su poca accesibilidad, el Pentágono abre sus puertas a visitantes que reserven con dos semanas de antelación, pero no permite el uso de teléfonos móviles.

Museo del Holocausto (Washington DC)

Museo del Holocausto Llama la atención que haya Poképaradas en sitios donde se rinda homenaje y tributo a las víctimas de genocidio o alguna tragedia, pero el Museo del Holocausto situado en la capital es uno de ellos. Esto fue uno de los desencadenantes de la polémica, así que se pidió a Niantic que eliminara las poképaradas que estaban aquí por ser «extremadamente inapropiado». Igualmente hay poképaradas en el campo de exterminio de Auschwitz en Polonia, así que el estudio de desarrollo tuvo bastante trabajo por delante para gestionar estas localizaciones.

Cementerio Nacional de Arlington (Virginia)

Cementerio de Arlington Un cementerio tampoco parece el mejor lugar para coger Pokémon. Este campo santo situado en Virginia alberga las tumbas de cientos de militares que perecieron en la Guerra de Secesión, la Guerra de la Independencia o las más actuales contiendas en Afganistán e Irak. Es el cementerio más popular de Estados Unidos y se volvió un icono tras la Guerra de Vietnam, donde el país tuvo innumerables bajas. Los responsables del cementerio ya expusieron su malestar porque algunos usuarios jugaran en este lugar a Pokémon GO.

Monumento víctimas 11S (Nueva York)

Memorial 11S El peor ataque terrorista que ha sufrido Estados Unidos en su historia es también parte del juego de Pokémon. A diferencia de los anteriores, este lugar se encuentra en Nueva York y como sabrás es un monumento que recuerda a las víctimas de aquellos atentados el 11 de septiembre. No fue la única polémica que protagonizó este sitio porque ya en su inauguración fue criticado por tener tiendas de regalos. Más tarde llegaría Pokémon GO y dejaría allí su Poképarada virtual.

Casa Blanca (Washington DC)

Casa Blanca Como ya mencionamos, la Casa Blanca es otro de los lugares treméndamente exclusivos donde hay (o había) un Gimnasio o Poképarada. La peculiaridad de este sitio es que no se puede acceder y hay bastantes metros de distancia entre la verja principal y el edificio. Como residencia del Presidente de los Estados Unidos tiene una seguridad férrea, por lo que no parece muy recomendable intentar atravesarla para girar el disco, ¿no crees?

Raquel Morales

Periodista. No puedo dejar NADA sin explorar. Me adiestré con Lara Croft en el templo de Karnak mientras buscaba el cubo horádrico entre vacas. Camino de Grand Line.

Publicaciones relacionadas

Cerrar