Pokémon: Los mitos y leyendas urbanas más misteriosos

Las leyendas urbanas más misteriosas de Pokémon

Dos décadas dan para mucho y la franquicia Pokémon es el mayor exponente de ello. Con un argumento aparentemente simple que consiste en capturar Pokémon para convertirnos en el mejor entrenador del mundo, la saga de Game Freak ha generado toda clase de leyendas urbanas durante su historia. Algunas curiosas o interesantes; otras, misteriosas e incluso terroríficas.

Hoy hemos querido acercarte algunas de las más conocidas y otras no tan conocidas para que vayas recordando parte de la magia que hay tras Pokémon: sus fans. Todo ello para ir calentando motores para Pokémon Sol y Luna, al que le quedan menos de dos meses para ver la luz y que traerá jugosas novedades al universo de los monstruos de bolsillo coleccionables en su vigésimo aniversario.

La música maldita

Todo aficionado a Pokémon conoce la leyenda que habla de la música original de Pueblo Lavanda, cuya melodía, aseguran, era capaz de inducir al suicidio. Las autoridades japonesas registraron más de un centenar de suicidios durante 1996 de niños menores de 12 años que habían estado jugando a Pokémon. Es imposible confirmar estos rumores, más después del cambio de música en esa zona del juego.

Mew al final del camino

A lo largo de los años han sido muchos los que han asegurado que tras la casa de Bill en Kanto se encontraba el mismísimo Mew. Y es que tras ella había un camino que nadie sabía adónde llevaba. Según los rumores si acudías a visitar a Bill con la Pokédex al 100% y con Dratini, Dragonair, Dragonite, Moltres, Zapdos y Articuno en tu equipo el creador del sistema de PCs te dejaba acceder a esa cueva en la que aguardaba Mew… o no.

Mew el camionero

Y doble ración de Mew. Muchos señalaban que en el camión que hay tras el SS ANNE se escondía un Mew. Lo único que teníamos que hacer era completar el juego sin entrar en el barco, por lo que un amigo debía pasarnos un Pokémon con la MO Corte aprendida. Una vez completado, volvíamos y utilizábamos fuerza para desplazar el camión y hacernos con una Pokéball con Mew en su interior. Por supuesto, era otra mera leyenda urbana.

La isla de los horrores

Una aglomeración de datos sobrantes dio como resultado en el Pokémon original a las conocidas como Islas Fallo o Glitch City. Algunos usuarios relacionaron el aspecto de este lugar con el poder de Mew, pero la criatura rosácea no tenía nada que ver. Se puede acceder a través de la zona safari. Una vez allí tendremos que guardar la partida y reiniciar el juego, pero existe riesgo de perder los progresos. Eso sí, si no llevas a un Pokémon con vuelo estarás atrapado para siempre.

Un adelantado a su tiempo

Otra leyenda urbana de Pokémon hace referencia a que Togepi es conseguible en la primera generación. Lo único que teníamos que hacer era entrenar a un Chansey hasta subirlo al nivel 99 y, más tarde, dejarlo en la guardería. Poco después recibiríamos el aviso de que nuestro compañero había fallecido, pero que había dejado un huevo. Ese supuesto huevo contendría un Togepi, pero, queridos lectores, eso tampoco es así.

Quémalo y aparecerá

El encinar de Pokémon Plata, Oro y Cristal guarda una estrecha relación con el legendario Celebi. En Japón hubo un evento en el que los asistentes recibían una Pokéball especial que les ayudaba a capturarlo en esa localización, por lo que los usuarios del resto del mundo se pusieron celosos e inventaron una nueva versión. En ella se aseguraba que si hablabas con todos los NPCs se te acabaría dando un mechero para quemar el encinar y poder hacerte con Celebi, que aguardaba, paciente, en una GS Ball. 

¿Dónde crees que estás?

Caminar por una cueva en Pokémon sin usar destello es complicarse la vida, pero quienes lo han hecho aseguran haber vivido una historia de lo más terrorífica. Y es que muchos afirman que al ir a oscuras acabas descubriendo una escalera no señalada en el mapa. Al bajar por ello se te dirá “¿dónde crees que estás?”. Al salir de allí caminando por una pared no podrás hablar con los NPCs y, aunque tus Pokémon sigan iguales, sus apariencias serán las de fantasmas. Aterrador, ¿verdad?

Vaporeon, Jolteon y Flareon ¿legendarios?

Una de las principales leyendas urbanas de Pokémon asegura que los tres perros legendarios Suicune, Raikou y Entei tienen su origen en las tres evoluciones de Eevee, Vaporeon, Jolteon y Flareon. Son del mismo tipo, las chicas Kimono los utilizan a ellos antes de poder verlos por nosotros mismos y en el anime, al narrarse su historia, se podía ver la silueta de estos tres mencionados Pokémon. Además, la leyenda dice que el legendario Ho-Oh revivió a tres Pokémon que fallecieron en un incendio, sin revelar en ningún momento su aspecto o cualidad, por lo que perfectamente podrían tratarse de Jolteon, Flareon y Vaporeon. ¿Casualidad?

El secuestrador de niños

La leyenda cuenta que Hypno es un secuestrador de niños. Al menos todo apunta hacia ello según la historia que podemos vivir en Pokémon Rojo Fuego y Verde Hoja. En ella un hombre nos pide que encontremos a su hija desaparecida. La acabaremos encontrando en Isla Tera, donde comprobaremos que un Hypno, usando su hipnosis, era el responsable de la desaparición de la pequeña.

La bicicleta de oro

Corría el rumor de que en Pokémon Rojo, Azul y Amarillo, si conseguías superar un centenar de veces la Liga Pokémon podías volver a la tienda de bicicletas y el dependiente te comunicaba que habían desarrollado un nuevo prototipo de bici dorada que te permitía desplazarte el doble de rápido que con la normal. Como en la mayoría de casos al final se descubrió que tan solo era un bulo.

Cerrar