Regular las cajas de botín es “censura”, según algunos desarrolladores

Las microtransacciones y especialmente las cajas de botín (por el hecho de que lo que compramos es aleatorio y nunca sabemos si nuestra recompensa va a valer lo que hemos pagado por ella) se han convertido en uno de los puntos más controvertidos de la industria del videojuego. Tanto es así que durante el próximo GDC 2018 de San Francisco se va a celebrar una mesa redonda que debatirá sobre este y otros temas.

El avance de esta mesa redonda llega por parte de la International Game Developers Association y asegura que “un puñado de funcionarios gubernamentales ejercen un poder desmesurado sobre las decisiones creativas y comerciales de los desarrolladores”. Así las cosas, este debate, que se celebrará el próximo día 21 del recién comenzado mes de marzo, tendrá por título La censura contraataca, aunque también abordará otros temas.

Aparte de las cajas de botín, durante el GDC 2018 de San Francisco también se hablará de la reciente formalización por parte de la Organización Mundial de la Salud de la adicción a los videojuegos como enfermedad y también del bloqueo a Pokémon GO en China. La polémica vuelve a estar servida, pero ahora son los desarrolladores quienes defienden la legalidad de las cajas de botín y se niegan a que los organismos gubernamentales metan la mano en este tipo de fuente de ingresos.

Publicaciones relacionadas

Cerrar