Roban una PlayStation 4 de un hospital infantil

Roban una PlayStation 4 de un hospital infantil

La miseria humana llega incluso a los lugares más insospechados, tal y como demuestra un reciente suceso ocurrido en el Hospital Wellington y del que se ha hecho eco el diario The Dominion Post de Nueva Zelanda. Allí aconteció, hace unos días, el robo de una PlayStation 4 de la que solían hacer uso los niños enfermos de cáncer del hospital.

Según recoge el medio, los ladrones accedieron el pasado fin de semana a la zona de esparcimiento de los pequeños y robaron la consola sin que nadie se percatara de los sucedido. Uno de los afectados, el joven Angus Little de solo nueve años, se ha referido al suceso con rabia y tristeza: "Estoy enfadado y bastante molesto porque era una gran distracción para mí y para el resto de niños. Se llevaron el juego también, así que la mansión que construí en Minecraft ha desaparecido”, explicaba al periódico.

La madre del niño, que también ha querido expresar su opinión, ha anunciado que ya ha iniciado una campaña para comprar una nueva consola a través de su página de Facebook. "Creo que no es la primera vez que sucede, (…) porque estaba atornillada a la mesa. Desafía la creencia de que alguien entraría (…) y privaría de ella a niños enfermos”, reconoce con sinceridad.

Publicaciones relacionadas

Cerrar