Rockstar se pone dura con los tramposos en Max Payne 3

No hace falta que os digamos esto, pero no está de más recordarlo: los ganadores de verdad no hacen trampas. Pero por si la tentación de hacer cosas feas con los datos de vuestra partida en Max Payne 3 se empieza a volver insistente, leed lo que tiene preparado Rockstar para los tramposos y pensáoslo dos veces.

“Cualquiera que haya usado partidas hackeadas, datos guardados modificados u otros errores a su favor para mejorar sus estadísticas o colarse en las tablas de mejores puntuaciones, será puesto en “cuarentena” con el resto de jugadores que hayan tenido el mismo comportamiento y solo podrán conectarse entre ellos para jugar online”, ha dicho la compañía en su blog oficial. Vamos, que los llamados “chetos” serán confinados a una especie de gulag virtual donde no molesten a las gentes de bien.

Rockstar, además, ha pedido la colaboración de los usuarios para denunciar cualquier comportamiento inadecuado con la pertinente denuncia a través de correo electrónico. De modo que antes de que alguien considere usar hacks en Max Payne 3, que medite si le va a salir a cuenta…

Publicaciones relacionadas

Cerrar