Salen a la luz más Pokémon descartados de la primera generación

Son días la mar de interesantes para todos los amantes de la franquicia Pokémon. Los monstruos de bolsillo están en boca de todos por la inminencia de la presentación de su nuevo videojuego para Switch, ese que apunta a dividirse en las ediciones Let's Go! Pikachu y Let's Go! Eevee. El ambiente ya está caliente y las especulaciones plagan los foros tras las filtraciones que apuntan a un anuncio más pronto que tarde.

Pero es momento de echar un poco la mirada hacia atrás. Hace varios días os hablábamos de Gorochu, aquella evolución de Pikachu (tras Raichu) que iba a dotar al ratón de cuernos y un aspecto algo más agresivo para demostrar su poderío. Una forma que jamás llegó a ver la luz porque los diseñadores pensaron que no terminaba de encajar, además de por qué, mirando con algo más de perspectiva, podría romper esa regla no escrita sobre las cadenas evolutivas de tres.

Un manga dedicado al gran padre de la franquicia, Satoshi Tajiri, ha servido para conocer otros diseños que también fueron descartados. Los más puestos en la saga sabrán que, en la segunda generación (la que transcurre en Johto), Game Freak y Creatures decidieron aprovechar algunos monstruos que no se implementaron en la primera para aumentar el abanico de criaturas. Sin embargo, los que venimos a enseñaros jamás aparecieron en ningún juego, y si lo hicieron fue con un cambio totalmente distinto.

La publicación, llamada “Satoshi Tajiri: el Hombre que creó Pokémon”, repasa la trayectoria del nipón, su inspiración en aquellos insectos que le apasionaban y los primeros bocetos que realizó para dar forma a este universo de monstruitos. Hay una página en concreto que llama la atención, ya que muestra parte de una tabla repleta de caras familiares, pero también con algunas totalmente desconocidas. Ojo a la imagen a continuación.

Ahí vemos a un Spearow tachado, a Rhydon sin su forma previa e incluso a Blastoise en el puesto número 35 (cuando sabemos que es el número 9 en la Pokédex). Pero, ¿quiénes son el 63, el 56 o el 68? Todos los demás son harto conocidos e incluso cuentan con unas apariencias muy similares a su primera aparición en Game Boy; pero los casos citados son algo que no se había visto nunca antes… Y tampoco nos extraña.

Del 56 se podría decir que se tomaron ideas de cara a Stantler o incluso a Xerneas, el legendario de la sexta generación. Sin embargo, los otros dos son unos conceptos la mar de extraños. Ese lagarto de ojos saltones podría ser un infierno a la hora de recrearse de forma pixelada en la ya primitiva portátil de 8 bits. El tiburón, por su parte, podría haber funcionado también como idea muy preliminar de Sharpedo, aunque los parecidos son bastante lejanos.

No tenemos la más mínima idea de cuántas propuestas de Pokémon se han quedado en el camino; pero lo que queda más que claro es que Gorochu no es el único que no logró pasar el corte de la aprobación final por parte del equipo. A día de hoy, con más de 800 monstruos de bolsillo conformando esta gran familia de criaturas, las posibilidades de que algunos de estos seres eliminados vuelvan a flote para colarse en algún nuevo juego siguen estando presentes.

Quién sabe, quizá la mencionada evolución de Pikachu (más bien de Raichu), aproveche los supuestos Pokémon Let's Go! Eevee y Let's Go! Pikachu para presentarse al mundo; como también cualquiera de estas criaturas desechadas. Kanto parece ser el destino de las nuevas ediciones, por lo que la ocasión parece más que perfecta para rescatar estos conceptos guardados en el baúl de los recuerdos.

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.

Publicaciones relacionadas

Cerrar