Sea of Thieves ya permite navegar con tripulaciones privadas

Hace unos días Rare se comprometía a iniciar una nueva etapa en lo que respecta a Sea of Thieves, uno de los lanzamientos que más entusiasmo han generado en lo que llevamos de año. Pese a que el videojuego prometía convertirse en una referencia entre los videojuegos de carácter multijugador, la comunidad advirtió de la necesidad de implementar una serie de mejoras que la desarrolladora no había incorporado hasta el momento.

Afortunadamente, una de las demandas más frecuentes entre los usuarios ha sido por fin escuchada y, en consecuencia, ha llegado con la última actualización del juego. A partir de ahora será posible confeccionar tripulaciones privadas sin que un jugador externo nos arruine la diversión. Este era uno de los mayores inconvenientes de Sea of Thieves que, en cuanto un compañero abandonaba la partida, añadía inmediatamente a un sustituto que nadie había solicitado.

Los jugadores ya no estarán atados, además, a un barco de unas dimensiones determinadas dependiendo de cuántos amigos estén dispuestos a unirse a la partida. Los galeones, hasta ahora limitados a al menos tres jugadores, podrán llevarse tanto en solitario como en compañía de otro usuario, facilitando así que aquellos que gusten de jugar con menos personas puedan disfrutar también de una embarcación de grandes dimensiones. Una vez creada la tripulación, los jugadores podrán darla por cerrada para impedir que otros se unan más adelante, algo que habrá que especificar antes de lanzarse a la mar.

El parche ha añadido, además, otras mecánicas de interés para los usuarios. La primera es la que permite bucear sin revelar el nombre de usuario, facilitando así el abordaje de barcos. Aunque por el momento ha sido deshabilitada a consecuencia de un fallo, revela Kotaku, también se ha activado la opción de entregar un ítem a otro jugador sin necesidad de dejarlo previamente en el suelo, ahorrando un tiempo considerable. ¿Cuál de estas novedades te llama más la atención?

 

Cerrar