Sony tiene razón, según los datos: a casi nadie le interesa la retrocompatibilidad

La retrocompatibilidad de Xbox One solo interesa al 1,5% de los jugadores

Un catálogo cada vez mayor de juegos de Xbox 360 se ponen a disposición de los jugadores de Xbox One para que puedan volver a jugarlos, o hacerlo por primera vez si no pudieron antes, en su actual consola de sobremesa. Una característica muy celebrada y demandada… o eso creíamos. Una vez se han apagado las risas y los abucheos a las palabras de Jim Ryan, jefe de ventas globales y marketing de Sony Interactive Entertainment America, con las que vino a decir que la retrocompatibilidad es algo que se pide mucho pero a la hora de la verdad no se le hace caso, los ojos se han puesto bajo el programa de Microsoft para tender un puente con la anterior generación. Y para sorpresa de muchos, parece que Ryan tenía razón.

Según un informe de Ars Technica, el porcentaje de usuarios de Xbox One que ha mostrado interés por la retrocompatibilidad dentro de la muestra monitoreada ha sido de un paupérrimo 1,5%, dejando de entre 1.650 millones de minutos de juego registrados tan solo 23,9 minutos de media dedicados a jugar a estos títulos de la generación previa dentro de los 1.529 minutos que los usuarios observados han pasado con su consola de promedio por cabeza. Distinguiendo por juegos, Call of Duty: Black Ops fue jugado por entre 3 y 4 jugadores de cada 1000 usuarios activos de Xbox Live, algo que en realidad está a la altura de algunos juegos de Xbox One, siendo el único título retrocompatible que entraría en el top 100 de juegos más populares de Xbox One en lo que usuarios únicos se refiere.

La poca atracción a la retrocompatibilidad no viene de ahora. En 2015, Microsoft anunció que los usuarios de Xbox One habían pasado 9 millones de horas jugando a juegos de Xbox 360 durante el primer mes de esta funcionalidad. Lo que no dijo es que en proporción a los casi 20 millones de usuarios que Xbox One tenía por entonces, eso equivalía a unos meros minutos de juego, seguramente para probar la funcionalidad en muchos casos. De modo que parece que sí, que pese a quien nos pese, Ryan tenía razón y la retrocompatibilidad no enamora. ¿Juegas a juegos de Xbox 360 en tu Xbox One?

Publicaciones relacionadas

Cerrar