Stardew Valley: Ni su propio creador puede resolver su bug más triste

Cualquier jugador que haya invertido una buena cantidad de horas en Stardew Valley conoce a los personajes que habitan Pelican Town y sus historias. Una de las más tristes es la de Pam, la conductora del autobús que se pasa los días encerrada en el bar bebiendo y que, resacosa, solo hace otra cosa más: estar en casa junto a su hija Penny. Los jugadores pueden casarse con Penny, pero Pam no es una opción “romanceable”.

Para muchos siempre ha sido algo frustrante, pues desean sacar a Pam de esa profunda depresión en la que está inmersa, pero no hay forma de llevar su relación más allá de una fuerte amistad. Algunos mods han hecho que el usuario pueda casarse con Pam, pero hay una cosa que no han podido arreglar. Y es que en algún momento a muchos jugadores Pam les ha desaparecido del juego y jamás ha regresado a Pelican Town.

En una reciente sesión de preguntas y respuestas con el creador del juego Eric Barone, con motivo del reciente estreno del juego en Switch, un fan le preguntó sobre el bug de Pam y si alguna vez lo solucionaría. Esta fue su respuesta: “Realmente es un error que ha estado en Stardew Valley desde el principio y todavía no he descubierto por qué o cómo ocurre”, de modo que parece que el triste bug de Pam no tiene solución alguna.

Cerrar