Super Mario 64 todavía sigue teniendo secretos

Super Mario 64 todavía sigue teniendo secretos

Es maravilloso cómo un videojuego puede ser todo lo antiguo que quieras que siempre vas a encontrar algún que otro secreto escondido en su código. Es inevitable, normalmente los videojuegos son minas de secretos y detalles que pasan desapercibidos cuando estamos demasiado inmersos en la historia y en superar todos los obstáculos que se nos ponen por delante. Y al parecer, esto es exactamente lo que ha pasado con Super Mario 64. A día de hoy todavía nos sorprende.

Es posible que hayas jugado más de una vez a ese título, sobre todo a su primera fase, aquella en la que teníamos que deshacernos de King Bob-omb en lo alto de aquella montaña. Al acabar con él conseguíamos nuestra primera estrella y nunca más vuelves a oír hablar del rey destronado. Desaparece para siempre. ¿Estás seguro que desaparece para siempre? ¿Nunca te has dado cuenta de un pequeño detalle que solo sucede tras derrotar al rey sobre la montaña?

A ver, cuando te encaminas hacia lo alto de la montaña tienes que pasar por una serie de obstáculos, y el primero de ellos es superar una especie de valle donde un par de enormes bolas negras ruedan de un lado a otro, ¿verdad? Lo curioso es que, una vez derrotas al rey, en ese mismo valle no hay dos bolas, sino tres.

¡Exacto! Esa tercera bola negra es el rey destronado, tal y como lo ha descubierto un usuario de 4chan. Aunque bien podría ser un añadido en la dificultad por parte del equipo desarrollador del juego. Sin embargo, eso no explicaría lo que te dice uno de los Bob-omb cuando acabas con el rey, que da a entender que ahora esa bola negra ya no es el rey, sino uno más. ¿Qué te parece?

Publicaciones relacionadas

Cerrar