Super Mario Odyssey: Un padre acumula 9.999 monedas para complacer a su hijo

Lanzado hace tan solo unos meses, Super Mario Odyssey se convirtió en uno de los mejores videojuegos del año 2017 y también en uno de los más destacados del catálogo de Nintendo Switch. No es para menos, pues es una aventura plataformera en tres dimensiones que es capaz de sorprendernos a cada paso que damos, a lo que hay que sumarle un sinfín de desafíos secundarios y coleccionables que muchos quieren obtener.

Es el caso de Mark Serrels, de Kotaku, que ha explicado una historia de amor. De amor por su hijo. En Super Mario Odyssey se puede desbloquear disfraces por diferentes cantidades de monedas. La mayoría cuestan 100, aunque el del bañador para Mario tiene un coste de 1.000. Sin embargo el hijo de este jugador quería la skin de esqueleto para el bueno de Mario, que tenía un coste nada más y nada menos que de 9.999 monedas.

Recolectar y acumular esas monedas es una ardua tarea, pero más todavía lo es conservarlas, pues perder una vida en Super Mario Odyssey también supone perder monedas. Pero el pequeño ya había decidido y quería la skin del esqueleto, una de las más caras y costosas. El padre hizo lo necesario para complacer a su hijo y acabó consiguiendo lo necesario para poder vestir a Mario de un esqueleto de color carne.

Publicaciones relacionadas

Cerrar