The Legend of Zelda: Ocarina of Time protagonizó la mayor troleada de la historia de los videojuegos

Zelda: Hace 17 años, una chica troleó al mundo entero

Ahora que hemos vista ya de primera mano, y algunos en vivo y en directo, The Legend of Zelda: Breath of the Wild corriendo en una Nintendo Switch, algunos echan la vista atrás y piensan en lo que ha dado de sí la saga hasta llegar a nuestros días. Pero de ese recorrido, en el que destaca The Legend of Zelda: Ocarina of Time, hay quien se queda con algo más. Con un bulo de una chica colombiana que dejó al mundo dudando durante mucho tiempo de si lo que decía era verdad o no.

Kotaku recuerda el caso de Ariana Almandoz, una usuaria que en febrero de 1999 afirmó haber encontrado la Trifuerza en Ocarina of Time, algo que se suponía imposible. Pero Almandoz juraba y perjuraba que así, y es más, indicaba que era necesario aprender una nueva canción para la ocarina y entrar en el Templo de la Luz. El resto de usuarios no tenía la más remota idea de qué hablaba, y al hacerle notar que no aportaba pruebas, su respuesta tardó un día en llegar. Alegando que se le había olvidado adjuntarla, incluyó una captura.



Lo que Ariana no incluía eran los pasos detallados para conseguir el preciado objeto, y eso no gustó a la comunidad gamer, que se debatía entre los que clamaban que todo era falso y los que la creían pero demandaban que explicara con detalle cómo lo había hecho. “No me he inventado nada, pero quiero ser famosa”, decía Almandoz. Y cuando cumplió su deseo y vió que al fin tenía la atención de todos compartió una nueva imagen, pero esta tenía un defecto: la espada de Link no estaba donde debía. Seguimos en la siguiente página.



Según ella, también había un motivo para eso. Solo había que esperar y todo sería revelado. Ella tenía que seguir siendo el centro de atención. No obstante, conforme más dudas iban surgiendo sobre la imagen, menos respuestas daba Almandoz, que llegó a desaparecer durante un tiempo hasta que al mes siguiente salió a la luz un correo en el que decía lo siguiente: “La gente de todo el mundo se traga mi historia como si fueran caramelos, da igual que las imágenes sean totalmente falsas, los fallos que tienen los dejé a propósito para demostrar cuán tontos pueden llegar a ser. Algunos idiotas presentarán pruebas contra las fotos e intentarán demostrar sus conocimientos del uso de programas como Photoshop, y con eso me demostrarán que no saben nada. Nadie ha descubierto cómo las hice de verdad, la gente seguirá jugando y jugando sin parar y sin dormir, todo por mi, ja, ja, ja. ¡¡Aún sigo recibiendo emails!! No puedo creerlo”.

Esperemos que el nuevo Zelda no espolee a trolls como este, aunque la verdad es que la gente del 99 parecía algo más inocente que la de ahora…

Publicaciones relacionadas

Cerrar