The Witcher 3: Su historia más triste podría no ser la que esperas

Atención, este artículo contiene SPOILERS de The Witcher 3.

La obra maestra de esta generación, The Witcher 3: Wild Hunt, es un videojuego de reencuentros, diversión y mucha acción, pero también tiene tristeza, melancolía y pérdidas de lo más dolorosas. Es el cierre de la saga de Geralt de Rivia y, por lo tanto, debía contener historias de lo más profundas y sorprendentes. El estudio polaco CD Projekt RED trabajó arduamente en ello y el resultado fue sencillamente maravilloso.

Sin embargo, la historia más triste y emotiva de cuantas encierra The Witcher 3 no se encuentra en la trama de Ciri, ni en la batalla de Kaer Morhen, ni en los encuentros y desencuentros con las hechiceras Yenneffer de Vengerberg y Triss Merigold. La más triste de todas es la protagonizada por el Barón Sanguinario, también conocido como Philip Strenger, un personaje al que conocemos en el primer cuarto del videojuego.

Su historia está llena de aristas emocionales y es un personaje difícilmente perdonable. Pegaba a su mujer delante de su hija, era un borracho, las tenía atemorizadas y acabó asesinando al amante de su esposa. Como es comprensible, la mujer quiso huir de su lado, pero estaba embarazada. Es por ello por lo que pidió a las moiras o a las Damas del Bosque para abortar y poder escapar sin ningún tipo de preocupación dentro de sí.

El Barón quiere acabar con el sufrimiento de su hija no nata, ahora convertido en una horrible bestia, y al mismo tiempo recuperar a su hija y mujer fugadas. La primera sirve a la Orden del Fuego Eterno en Oxenfurt, mientras que la segunda ha caído bajo el influjo de las moiras y no recuerda nada de su vida anterior. Depende de Geralt de Rivia y de nosotros, por supuesto, decidir si queremos ayudar al temible Barón Sanguinario.

Es un ser detestable, pero también busca la redención. Geralt se puede identificar con él, pues el brujo también está en una misión de localización. Pero los jugadores son los que más se identificaron con esta historia. Diferentes responsables de CD Projekt comentaron hace mucho tiempo que recibieron todo tipo de feedback de la gente sobre la historia de Philip Strenger y que algunas consiguieron llegar a conmoverles.

Hablaban de gente que decía haber sufrido el maltrato o haberlo visto con sus propios ojos y que ello hacía imposible de perdonar al Barón. No obstante, la carta que más les impresionó fue la de un padre que les contaba que perdió a su hija de muy pequeña, lo que le recordó a la historia de Strenger y la maldición que afectaba a su abortada hija. El padre señalaba que se le saltaron las lágrimas jugando esa misión de redención.

Es una muestra más de la grandeza de The Witcher 3: Wild Hunt, que no solo es maravilloso por las historias de fantasía que nos cuenta o por sus grandes personajes, sino porque muchas de sus tramas son perfectamente aplicables a la vida real y han llegado a ayudar a muchas personas reales. Si te ha gustado el artículo y quieres que hablemos más sobre el videojuego de CD Projekt RED solo tienes que hacérnoslo saber a través de la caja de comentarios.

Cerrar