The Witcher 3 y las grandes curiosidades de su desarrollo

Han pasado más de dos años y medio desde que The Witcher 3: Wild Hunt llegó a nuestras vidas y se convirtió en uno de los grandes videojuegos de todos los tiempos. La saga había nacido en la literatura gracias a las maravillosas obras de Andrzej Sapkowski, de modo que CD Projekt RED tuvo mucho trabajo adelantado cuando se puso manos a la obra y comenzó a moldear una trilogía de videojuegos para el recuerdo.

La tercera entrega iba a ser la más ambiciosa pese a tratarse de una producción polaca y no de una típica superproducción estadounidense o japonesa, lo que más abunda en la industria. Es precisamente por esa característica que el desarrollo de The Witcher 3: Wild Hunt tuvo algunas grandes curiosidades que hoy queremos repasar junto a ti para que conozcas todavía más en profundidad esta obra maestra que ya nunca olvidaremos.

La más llamativa de todas fue el nacimiento del Gwent (o Gwynt), el juego de cartas que Geralt puede jugar en The Witcher 3. Lo curioso de él es que Damien Monnier y Rafal Jaki querían un juego dentro del juego. Desde CD Projekt RED se lo aprobaron, pero como no querían complicarse mucho la vida solo les dieron un fin de semana para tener completamente claro el concepto del juego. Y menos mal que solo tuvieron tres días.

En ese intenso fin de semana se creó un juego de cartas diferente, aunque la base de estrategia y dos ejércitos enfrentándose se mantuvo intacta a otras propuestas. Los mandamases de CD Projekt RED no esperaban un resultado así en tan poco tiempo, pero tuvieron que ceder e introducirlo en el videojuego. El éxito ha sido tal que ahora Gwent es un videojuego independiente que se lanzará oficialmente el próximo año 2018.

Durante el desarrollo de The Witcher 3 también se planteó durante un tiempo incluir un sistema de combate similar al V.A.T.S. de la saga Fallout, aunque se acabó descartando y nunca fue introducido en el juego. Otra gran curiosidad de la trilogía de CD Projekt RED es que el mencionado Sapkowski nunca estuvo verdaderamente implicado en los guiones de los juegos, sino que una vez vendió los derechos se despreocupó de ellos.

Eso sí, con los años el autor polaco ha cargado en distintas ocasiones contra CD Projekt RED a pesar de la popularidad que ha alcanzado su saga de libros gracias a los videojuegos. A la postre, el coste total de producción de The Witcher 3: Wild Hunt fue la espectacular cifra de 81 millones de dólares, lo que supone más del doble que el de The Witcher 2: Assassins of Kings. Una buena forma de medir cómo evolucionó la saga.

Como ves, por muchos años que pasen siempre hay cosas que decir y conocer sobre The Witcher 3: Wild Hunt, una de las grandes obras maestras de nuestro tiempo en el ocio electrónico y que ya nunca será olvidada. Si te ha gustado el artículo y quieres que hagamos más sobre esta franquicia te invitamos a que nos lo hagas saber a través de la caja de comentarios para que lo tengamos en consideración para futuros textos.

Publicaciones relacionadas

Cerrar