Ubisoft ficha a Ken Levine para convertir Assassin's Creed en un shooter

En los últimos días se han sucedido diversas declaraciones en torno a Assassin’s Creed. La mayoría de ellas provienen de la propia Ubisoft, que se defiende de las críticas que han llegado por su carácter anual. La compañía defiende que no lanza una nueva entrega si no considera que es buena y para refrendar estas palabras se acaba de anunciar un fichaje: el de Ken Levine.

El padre de BioShock será el encargado de darle su toque personal a la saga de asesinos y templarios en Assassin’s Creed V. Lo más llamativo del acuerdo entre ambas partes es la decisión de cambiar el género de la franquicia: abandonará el ‘sandbox’ para adentrarse en el mundo de los ‘shooters’. Además, esta ‘cesión de creativos’ entre Irrational Games y Ubisoft también incluye un DLC especial para BioShock Infinite del que aún no se sabe nada y que incluirá elementos sacados del próximo Watch Dogs.

Lo que también ha trascendido es cuándo podremos probar este nuevo rumbo de Assassin’s Creed: habrá que esperar hasta la próxima Navidad, más concretamente hasta el 28 de diciembre.

Publicaciones relacionadas

Cerrar