Un dispositivo permite jugar a videojuegos con la mente

Prescindir de cualquier tipo de mando es uno de los objetivos principales para aquellos que buscan sacar el máximo partido a la Realidad Virtual. Disfrutar de esos entornos digitales sin tener que recurrir a los controles tradicionales, apostar por un manejo innovador, en el que todo se ejecute de la forma más natural posible, es una meta que parece casi utópica; pero que gracias a Neurable parece más real y cerca que nunca.

Como informan desde IEEE Spectrum, este sistema surge de la empresa homónima, Neurable. Su objetivo es que, mediante un conjunto de electrodos ubicados en el cráneo para recibir las señales EEG (Electronencefalograma) que emitimos, nuestro avatar virtual realice las acciones que pensamos de forma directa y precisa. Un método que busca la rapidez y, sobre todo, la naturalidad, a la hora de jugar a títulos que recaen en la VR.

El actual CEO y cofundador de la empresa, Ramses Alcaide, lo bautiza como «el ratón del cerebro». Aunque no sean diseñadores ni guarden gran relación con los videojuegos, sí que quiere revolucionarlos con su tecnología. «No sabemos cómo dirigir a los jugadores a través de estos entornos… la narración es la parte difícil, no la tecnología», señala Alcaide al hablar del entorno digital que emplean para hacer funcionar este novedoso sistema.

Como se puede ver en el vídeo que tenéis a continuación, su planteamiento recurre a un patrón de luces con el que se busca la activación de las neuronas para emitir los pulsos a detectar por Neurable. De momento es algo bastante primitivo y sin ninguna aplicación palpable en otros títulos o experiencias de corte mayor; pero se espera que el refinamiento de la fórmula y los avances pertinentes acaben por normalizarlo y adaptarlo. ¿Será este el futuro de la Realidad Virtual?

 

 

 

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.

Publicaciones relacionadas

Cerrar