Un youtuber es salvado de la muerte por los bomberos tras meter la cabeza en un microondas

Un youtuber es salvado de la muerte tras meter la cabeza en un microondas lleno de yeso

Jay Swinger, un youtuber británico de 22 años, ha vuelto a nacer. Y en lo que le quede de esta nueva vida no olvidará la valiosa lección de que jamás, jamás de los jamases, hay que rellenar un microondas de una masa de endurecimiento de cuajado rápido y meter la cabeza dentro. Algo que normalmente no es necesario explicar, pero que este youtuber ha aprendido por las malas y a riesgo de sufrir una muerte ciertamente ridícula. Por suerte para él, su extravagancia ha tenido un final más feliz que el de otros retos.

Jay, que en su canal tiene varios vídeos en los que se sumerge en cemento y otras pastas similares, tuvo la peregrina idea de meter la cabeza en un recipiente lleno de Polyfilla, algo parecido al yeso, y mantenerse dentro un rato solo con un tubo de respiración. Luego, sus amigos romperían el molde y el compuesto y Jay quedaría libre. Pero algo falló  en su plan perfecto.

 

 

A los instantes de haber quedado sepultada su cabeza, Jay notó cómo el tubo de aire quedaba bloqueado, amenazando con asfixiarle. La pasta estaba tan endurecida que el youtuber dice que no podía ni pestañear, menos aún respirar. Sus colaboradores se las apañan para abrir una vía de aire, pero tras una hora del experimento se dan cuenta de que sacar de ahí a Jay va a ser delicado. Por no decir que eventualmente acabaría ahogándose.

Es entonces cuando se avisa a emergencias y acuden los bomberos de West Midlands y una ambulancia para socorrer al joven, que asustado cree que va a morir. Finalmente, ante la alegría de Jay, vuelve a ver la luz del sol, no sin llevarse un rapapolvo bien merecido que luego continuó en Twitter. Así que ya sabes, no metas la cabeza en un microondas. Y mucho menos si hay cemento o yeso dentro.

 

We're seriously unimpressed.
Five of our firefighters were tied up for an hour this afternoon, freeing a YouTube pranker whose head had been 'cemented' inside a microwave oven. Read more: https://t.co/6bZReGuKQX (Photos © West Midlands Fire Service) pic.twitter.com/2ch2UhszeH

— West Midlands Fire (@WestMidsFire) 7 de diciembre de 2017

 

Publicaciones relacionadas

Cerrar