Una jubilada demanda a Nintendo por copiarle, supuestamente, la idea de la Wii Balance Board

Cada poquito tiempo nos encontramos con demandas de patentes en el mundo del desarrollo tecnológico, pero este caso que nos cuenta el periódico francés, Le Figaro, es de lo más curioso. La jubilada francesa de 75 años, Nicole Walthert, se ha metido en un proceso judicial contra Nintendo, a la que pide 22 millones de euros por haber infringido, supuestamente, una patente de esta osteópata retirada.

Walthert asegura que en 1986 obtuvo la medalla de bronce de la Asociación Nacional de Inventores de Francia por Lépine, una tabla que indicaba a las personas si la postura era correcta al estar en posición vertical. La patente fue registrada ese mismo año y caducó 20 años después, en 2006.

Pero ese mismo año pidió la renovación de la patente con una versión nueva de su tabla a la que llamó Lift-Gym. Claro, la resolución de la pantente, si es aprobada o no, llegaría en 2014.

La jubilada piensa que su invento, del que vendió 2000 unidades, tiene las mismas funciones que la Wii Balance Board, el periférico de Wii, e incluso dice que plagió el manual de instrucciones. El proceso judicial lleva abierto desde 2010 y Walthert afirma que lleva gastados más de 50.000 euros en la batalla legal. Lo que demanda no es moco de pavo: 22 millones de euros, o lo que es lo mismo, un euro por cada Balance Board vendida.

Además, la osteópata piensa lo siguiente: "Si me hubieran pedido comprar la patente se la habría vendido a precio de un estudio. Nintendo lo que quiere ahora es jugar con el tiempo porque saben que nací en 1938".

El abogado de la jubilada, por su parte, ha comentado que "Nintendo podría solicitar la anulación de la patente o buscar una solución amistosa". Nintendo, como sucede siempre en los procesos legales por parte de las grandes compañías, no ha hecho ningún tipo de declaración.

Publicaciones relacionadas

Cerrar