Zoolander No. 2: Análisis de la edición en DVD

Zoolander No. 2: Análisis de la edición en DVD

Gracias a nuestros amigos de Paramount Pictures y Zinking On, hemos podido analizar la edición doméstica en DVD de Zoolander No. 2, la secuela de Zoolander: Un Descerebrado de Moda, en la que Ben Stiller y Owen Wilson repiten sus papeles como los supermodelos masculinos Derek y Hansel. Dirigida de nuevo por Ben Stiller, y con guión firmado por el propio actor junto a Justin Theroux, esta segunda entrega consigue recuperar la magia que convirtiera en una película de culto a su predecesora, de la cual puedes leer nuestra crítica.

Zoolander No. 2 ya está a la venta en las tiendas en DVD y Blu-ray, y en esta nueva cinta, Ben Stiller cuenta con un reparto internacional y rebosante de cameos de estrellas del mundo de la música y de la moda, que está encabezado por los mencionados Ben Stiller (Noche en el Museo: El Secreto del Faraón) y Owen Wilson (Golpe de Estado), pero también por Will Ferrell (Padres por Desigual), Penélope Cruz (Agente Contrainteligente), Kristen Wiig (Marte), Christine Taylor (Hasta que el Cura nos Separe), Justin Bieber (Justin Bieber: Never Say Never), Olivia Munn (X-Men: Apocalipsis), Benedict Cumberbatch (The Imitation Game), Ariana Grande (Scream Queens), Demi Lovato (Camp Rock 2: The Final Jam), Kiefer Sutherland (24: Vive Otro Día), Milla Jovovich (Resident Evil: The Final Chapter), Justin Theroux (Tropic Thunder: ¡Una Guerra muy Perra!), Sting (Brüno), Billy Zane (Mad Dogs) y Neil deGrasse Tyson (Batman v. Superman: El Amanecer de la Justicia), entre otros cameos que no desvelaremos para no fastidiar la sorpresa.

Han pasado quince años desde que Derek Zoolander salvase al Primer Ministro de Malasia de una estrella ninja con su mirada Magnum. Sin embargo, ya nadie se acuerda de él ni de Hansel, que se ha exiliado voluntariamente y oculta su rostro tras una máscara. Pero una extraña invitación de la nueva reina de la moda (Kristen Wiig) puede ser el pasaporte de ambos para volver a la fama, por lo que Derek y Hansel aceptan la invitación de ir a Roma, sin saber que todo se trata de una elaborada trampa.

Zoolander No. 2, de la que tenemos aún activo un concurso en AlfaBetaJuega, se muestra en su versión en DVD con diversos extras que hemos analizado uno a uno. Esperamos que disfrutes tanto de los extras como hemos hecho nosotros. Así pues, nos hemos puesto manos a la obra para descubrir qué esconde esta edición doméstica de la tardía secuela de la película de culto, una de las más divertidas de las últimas décadas

El análisis del DVD de Zoolander No. 2 está completamente libre de spoilers, por si aún no has tenido la oportunidad de ver la comedia paródica y disparatada de Ben Stiller y quieres saber qué extras contiene.

El legado de Zoolander (9 minutos):

En la pasada década, había una sombra que ocultaba al resto de modelos masculinos, un hombre llamado Derek Zoolander. Ahora, los miembros del reparto de la secuela cuenta cómo vivieron la primera película. Así pues, Benedict Cumberbatch (al que pronto veremos como Doctor Extraño) confiesa que es raro pensar que fue hace tanto tiempo la primera cinta, porque «es un clásico de culto».

«Hansel y Derek se convirtieron en personajes icónicos», asegura Penélope Cruz, añadiendo que le encanta Zoolander: Un Descerebrado de Moda, y que «la he visto muchísimas veces». Por su parte, Sting indica que no se cansa de ver la primera entrega, porque le gustó muchísimo. «No hay nada así», sentencia Justin Bieber. Junto a ellos, Anna Wintour, que tiene un pequeño papel en la película, asevera que el personaje encarnado por Ben Stiller «era entrañable pero ridículo».

A su vez, el joven actor Cyrus Arnold, que interpreta a Derek Zoolander Jr, expone que «me pareció una de las películas más graciosas que he visto». Además, Kyle Mooney, que da vida a Don Atari, asegura que es única en su especie, mientras que la primera entrega le pareció divertidísima a Tommy Hilfiger. «Es una de esas películas que puedes ver en cualquier momento y reírte mucho», indica Nathan Lee Graham, que repite en su papel de Todd, el ayudante de Mugatu.

A la hora de valorar la mejor escena de Zoolander: Un Descerebrado de Moda, Milla Jovovich destaca la pelea de gasolina. Pero no solamente ésa, también son icónicos los duelos de baile, los desfiles, Acero Azul y los looks de Zoolander para Benedict Cumberbatch, porque «si pienso en esas escenas, me alegran el día». Finalmente, la actriz Kristen Wiig, a la que próximamente la veremos como una de las nuevas Cazafantasmas, asegura que para ella la cinta original «es todo un clásico».

A continuación, explica Ben Stiller, que ejerce como director, guionista, productor y protagonista; que cuando se estrenó Zoolander: Un Descerebrado de Moda, querían hacer una segunda parte. el problema fue «que nadie fue a verla al cine«. El propio Owen Wilson explica que Zoolander no triunfó en taquilla y que los planes se cancelaron. Algunos piensan que fue porque se estrenó unas semanas después del 11-S, momento en el que los estadounidenses no estaban predispuestos para una comedia que se burlase del mundo de la moda. Sin embargo, al igual que ocurriera en España con Ocho Apellidos Vascos, una vez se lanzó la película en DVD, a Zoolander le ayudó enormemente el boca-oreja de la gente, donde todos se atribuían el mérito de descubrirla, aseguran algunos miembros del reparto.

De esta manera, todos explican cómo Zoolander: Un Descerebrado de Moda arraigó en sus vidas, las vieron sus amigos y familiares y cómo incluso se retaban en casa de los Hilfiger para ver quién ponía mejor la pose de Acero Azul. El propio Bill Zane explica que le han reconocido más veces por interpretarse a sí mismo cinco minutos que «por 40 años haciendo otros personajes». A su vez, otros actores exponen la forma en la que han visto a gente por la calle recrear escenas o diálogos de Zoolander: Un Descerebrado de Moda.

A continuación, Ben Stiller explica que la secuela empezó a tomar forma en el año 2010, cuando el actor se reunió con Justin Theroux y con John Hamburg para trabajar en serio en la historia , mientras muestran cómo planificaban el rodaje a través de la visión de la historia de su conjunto gracias a los storyboards colgados en la pared. A su vez, a ninguno se le ocurrió hacerla sin el reparto original, por lo que Will Ferrell indica que tuvo que volver a ponerse los estrafalarios trajes de Mugatu.

Pero la producción y desarrollo de la historia de la secuela también propició la ocasión de incluir nuevos talentos, por lo que todos cuentan cómo fue la llamada personal de Ben Stiller y lo que sintieron al poder participar en la secuela. Salvo Benedict Cumberbatch, que él mismo llamó al actor para ofrecerse a participar en Zoolander No. 2.

Hazte grande o ve a Roma (8 minutos):

Ben Stiller confiesa que le encanta Roma, por lo que siempre había querido rodar una película en la capital italiana. Cada vez que la visitaba como turista, los italianos le hablaban de Zoolander, por lo que pensó que existía cierta conexión con el personaje. De esta manera, cuando Justin Theroux y él se plantearon donde ambientar la película, ambos coincidieron en que la primera ya había retratado la moda de Nueva York, donde también rodaron en el SoHo, por lo que se decidieron por Roma.

Por tanto, actores como Owen Wilson apoyaron la idea de rodar en Roma, por todo lo que la ciudad podía aportar a Zoolander No. 2. Así, todos los actores se apuntaron para rodar por las calles de Roma, incluida la Plaza de España. Para Wilson, sus escenas favoritas fueron las rodadas en Caracalla, las catacumbas milenarias que no están abiertas al público, pero que les dejaron rodar allí… ¡Incluso meter un coche en las catacumbas!.

Junto a esto, Stiller confiesa que vio varias películas italianas de los años 60, de Sofia Loren, para inspirarse y nutrirse del aroma italiano. A continuación, detallan los desafíos a los que se enfrentó el equipo de diseño de producción, maquillaje y vestuario para rodar en Roma.

Pero no todo fueron exteriores, puesto que también rodaron en un estudio italiano construido entre los años 1936 y 1937, el Cinecittà, donde se han rodado más de 3.000 películas, y en el que han trabajado grandes visionarios del cine como Federico Fellini.

Por último, esperemos que disfrutes de la compra de Zoolander No. 2, ya disponible para llevártela a casa en DVD y Blu-ray; y verla todas las veces que quieras, tanto en su versión doblada al castellano como original en inglés.

Cerrar