Deadpool: Uno de los responsables de la serie de animación explica el motivo de su cancelación

Iba a ser otro de los proyectos con los que conocer mejor al antihéroe deslenguado y casi inmortal de Marvel. Con Deadpool 2 cerca de aterrizar en cines, 2018 iba a contar también con una serie de animación de Deadpool que, según uno de sus responsables, ha sido cancelada por una serie de diferencias creativas y la supuesta falta de tiempo de Donald Glover, cocreador del proyecto.

Glover, que está envuelto en el rodaje de la película de acción real de El Rey León, en Community, en Atlanta y en Han Solo: Una Historia de Star Wars, ha asegurado en redes que «no estaba demasiado ocupado para trabajar en deadpool», dando a entender que hay otras razones por las que el proyecto ha quedado fuera de la parrilla televisiva.

Por este motivo, y tal y como informan en Vanity Fair, el también artista ha publicado un guión de 15 páginas en el que se muestra el que, según él, sería el final de la serie. Viendo lo que aparece en él, está claro que es una puya envenenada a sus compañeros y que, en realidad, no es el final que tenían planeado, sino que es otra de tantas sátiras con Deadpool como protagonista. A continuación, os dejamos con un fragmento de una escena en la que, tal y como explica el libreto, Deadpool mantiene una charla con el último rinoceronte blanco macho, Sudán:

«Deadpool: ¿Crees que cancelaron la serie por el racismo?

Sudán sigue comiendo pasto.

Deadpool: Ya, pero todos los guionistas eran negros, y las referencias también bastante negras. Me he enterado de que pedían comida jamaicana con el presupuesto de las dietas una vez por semana… ¿quizá estábamos alienando a nuestra audiencia blanca?

Sudán come.

Deadpool: Me gustaría saber por qué, quiero saber la historia real. Si tuviera los suficientes datos, podría predecir el futuro. Eso es lo que hacen Google, Amazon y Facebook.

Sudán gruñe.

Deadpool: Eso, a Facebook que le den.»

 

Juan Antonio Fonseca Serrano

Saltando sobre tortugas en los suburbios de Midgar, con una guadaña cerca del corazón, desde finales de los 80. Juego a lo que puedo, junto letras sobre lo que me apasiona y siempre tengo un ojo en las redes.
Cerrar