Estos son los motivos por los que Juego de Tronos está decepcionando en su temporada 8

Juego de Tronos está cerca de su final, pero no consigue convencer a gran parte de la audiencia.

juego de tronos jon nieve

Juego de Tronos ha sido una de las grandes producciones televisivas de los últimos tiempos. La ficción de HBO ha roto todo los moldes y los récords en este formato, pero toda buena obra tiene su final. No obstante, lo que muchos seguidores han estado esperando durante años se está convirtiendo en una espiral de sinsentido para muchos. A un gran sector de la audiencia le está decepcionando la temporada 8 de Juego de Tronos y hay varios motivos entre lo que hurgar para encontrar la causa de ello. Aún quedan dos episodios para conocer el desenlace final, pero estas son algunas de las claves por las que la serie no parece estar a la altura de sus anteriores temporadas.

La falta de guía en la pluma de George R. R. Martin

George R. R. Martin con fonde de Juego de Tronos

Durante la séptima temporada ya se pudieron ver algunos signos de desgaste de la ficción al no contar con la guía de George R. R. Martin, autor de las obras en la que se basa la serie, en la elaboración de los guiones. Es difícil continuar una historia que ha ido presentando dudas y enigmas desde prácticamente el comienzo, cayendo en el peligroso terreno de dejar cosas importantes en el tintero o dirigirse hacia una dirección que no está marcada por el autor original. Fue algo que ya le sucedió a Fullmetal Alchemist y que también está sufriendo Juego de Tronos.

La necesidad de disponer de un portento audiovisual está pudiendo más que lo que verdaderamente importa de Juego de Tronos. Las conspiraciones, las conversaciones entre líneas, los movimientos estratégicos y un sinfín de pautas que han seguido las páginas escritas por Martin han dejado de tener relevancia para dar paso a la acción. Es cierto que tanto la batalla del episodio 8×03 como la que se augura en el 8×05 son algunos de los momentos más esperados por los seguidores, pero no se están desenvolviendo como cabría esperar. Los episodios previos no están resolviendo las dudas que dejan las batallas y que se llevan planteando desde el principio. Algo que, a buen seguro, se encargará de resolver el bueno de Martin en sus libros, si es que algún día los termina.

La precipitación a la hora de desarrollar las batallas

juego de tronos jon nieve

Otro de los elementos que está causando cierta controversia es la necesidad que ha tenido HBO de precipitar los acontecimientos para que tengan lugar las dos batallas que tenían que librarse para poder llegar a la conclusión de la trama. Tras finalizar con intensidad la séptima temporada, en la que el Rey de la Noche se hizo con uno de los dragones de Daenerys, todo apuntaba a que la octava tanda de episodios sería épica. No obstante, todo arrancó con calma, hasta que los muertos se dignaron a dejarse ver por Invernalia.

Aunque el episodio en cuestión sea uno de los más extensos que ha tenido Juego de Tronos hasta el momento, da la sensación de que la precipitación ha sido la nota dominante de este enfrentamiento. El misterio de los muertos ha sido una de las piedras angulares de la ficción y, aunque se ha conseguido entregar al público una guerra audiovisual de grandes cualidades -a pesar de la oscuridad latente en el episodio-, se antoja insuficiente para un evento de tal magnitud y que se ha ido labrando piedra a piedra en el camino desde sus primeros pasos. Algo que también está sucediendo en estos momentos a la hora de enfrentar a Daenerys contra Cersei.

La resolución de una de las tramas principales

Rey de la Noche Juego de Tronos

Y comentaba hace tan solo unas líneas que el tratamiento con la trama de los muertos no ha sido del todo acertado, algo en lo que me centraré en este apartado, haciendo hincapié en un punto concreto. Uno de los asuntos que más ha traído de cabeza a los seguidores de Juego de Tronos es la identidad del Rey de la Noche, algo que no se ha llegado a resolver en la adaptación televisiva hasta el momento y que, por otra parte, no tiene pinta de que vaya a suceder. Bran conoce toda la historia de Poniente, como el Cuervo de Tres Ojos, por lo que lo tendrían realmente fácil para conocerlo, pero ni con esas.

El desacierto con el tratamiento de los dragones

dragon juego de tronos

Pero uno de los asuntos que más comentarios negativos está elevando en torno a lo visto hasta el momento en la temporada 8 de Juego de Tronos es el tratamiento que está haciendo HBO de los dragones. Han sido criaturas realmente importantes para el camino de Daenerys en su búsqueda por retomar el trono de hierro para la casa Targaryen. No digo que deban ser invulnerables, ya que el giro que dio la producción con la pérdida de Viserion para unirse al ejército de los muertos fue brutal. No obstante, la caída de Rhaegal ante los ataques de los arpones del ejército de Euron ha sido como poco ridícula para una criatura que ha demostrado un enorme potencial y que sobrevivió al enfrentamiento contra su hermano dominado por el Rey de la Noche. Casi hubiera sido más digno que el pobre dragón cayera en el combate frente a los caminantes.

La caída de Daenerys como icono

Daenerys y Jon Nieve en Winterfell

Y, posiblemente, la figura de Daenerys es la que se ve más perjudicada con los últimos acontecimientos. La madre de dragones está siguiendo el mismo camino que su padre, el Rey Loco, lo que está provocando que muchos seguidores dejen de tenerle la estima que se había ganando en toda la trayectoria de la trama hasta el momento. No digo que fuera imposible ver un cambio así en la joven, pero de manera tan repentina, forzada y precipitada casi que parece un chiste. Está claro que Daenerys anhela conseguir el trono de hierro, pero en muchas otras ocasiones ha demostrado que hay cosas que están por encima del poder. Sus actos en los últimos episodios auguran un futuro poco alentador para Dany y es algo que ha sucedido de la noche a la mañana.

Todos estos motivos, unidos a algunos fallos en la calidad de esta nueva temporada, como la oscuridad con la que se desarrolló el episodio 8×03, el vaso de Starbucks que se coló en una de las escenas o incluso el error que cometió HBO en el último emitido hasta el momento con el apellido de Gendry, están demostrando el desgaste a la hora de intentar cerrar la producción antes de que la pluma de George R.R. Martin dibuje su trazada final.

Juan Montes

Comunicador y apasionado de los videojuegos de aventuras, rol y plataformas. Crecí junto a un marsupial y blandiendo la llave espada; ahora acompaño a cazarrecompensas, asaltatumbas y luciérnagas con la misma pasión.

Publicaciones relacionadas

Cerrar