Netflix vende marihuana para ver sus series

El equipo de publicidad y marketing de Netflix no deja de sorprendernos. Hace unos días te mostrábamos la nueva campaña iniciada en España para promocionar Narcos, que hacía uso de una expresión muy conocida en el ámbito de la política en nuestro país. Sin embargo, el trabajo realizado por los responsables de la plataforma de streaming en California no se ha quedado atrás.

La compañía ha diseñado diversos frascos que, en su interior, contienen marihuana auténtica que aquellos que dispongan de la correspondiente prescripción médica podrán adquirir sin mayor inconveniente en el estado mencionado. Distribuidos bajo el nombre de «The Netflix Collection”, estos botes de colores están vinculados a diversas series de la plataforma, como Orange is the New Black, que se invita a visionar mientras se consume la droga apodada «Poussey Riot”, según recoge The Guardian.

Pese a referencias como esta, la campaña de promoción apela en realidad a Disjointed, una nueva ficción televisiva que Netflix ha estrenado en los últimos días. La serie nos acerca a la vida de una defensora de la legalización que cumple su gran sueño cuando consigue abrir una tienda de venta de cannabis en Los Ángeles. El papel protagonista corre a cargo de Kathy Bates, que recordarás de Misery o Titanic. ¿Qué opinas de este tipo de campañas?

Cerrar